La medicina tradicional ha utilizado plantas medicinales durante miles de años para tratar una variedad de enfermedades. La hierba medicinal china ‘Astragalus’ es una de esas plantas con potencial terapéutico para mejorar el resultado de los pacientes con ataques cardíacos.

Un estudio reciente de la Universidad de Newcastle (Reino Unido), publicado en GeroScience, ha revelado que TA-65, un producto de la planta medicinal ‘Astragalus’, puede reducir significativamente la inflamación y mejorar la inmunidad de los pacientes que han sufrido un ataque cardíaco.

Los pacientes que recibieron el fármaco TA-65 experimentaron menos complicaciones después del ataque cardíaco, como dolores en el pecho o en las articulaciones. Además, se descubrió que este compuesto reducía la inflamación en un 62 por ciento.

Astragalus es un género de plantas con muchas especies que pertenecen a la familia de las fabáceas. Crecen en áreas frías del Hemisferio Norte y tienen hojas con forma de abanico y flores de colores. Sus frutos tienen dos partes y las semillas son a menudo en forma de riñón. Vía iStock.

¿Un tratamiento natural para la enfermedad cardíaca?

Según los expertos, la inflamación es un factor clave en la formación, progresión y ruptura de una placa coronaria que induce un ataque cardíaco y también es un factor de riesgo importante para futuras complicaciones. Por lo tanto, reducir la inflamación es crucial en el tratamiento después de un ataque cardíaco.

El estudio se realizó en 90 pacientes de 65 años o más que habían sufrido un ataque cardíaco. Los pacientes recibieron TA-65 o un medicamento placebo. Los análisis de sangre se realizaron al inicio del estudio, a los seis meses y al año para evaluar los resultados. Además, los participantes fueron revisados regularmente en la clínica para verificar si tenían efectos secundarios.

Los resultados del estudio mostraron que TA-65 mejoró significativamente la inmunidad de los pacientes y redujo la inflamación en un 62 por ciento. Además, los pacientes tratados con TA-65 experimentaron menos efectos adversos en comparación con el grupo que recibió el placebo.

El envejecimiento del sistema inmunológico es un problema común en pacientes que han sufrido un ataque cardíaco, ya que el sistema inmunológico se inflama y envejece más rápido. TA-65 es un tratamiento que ayuda a rejuvenecer el sistema inmunológico, lo que podría mejorar la recuperación de los pacientes.

Vía iStock.

Importancia de replicar el estudio antes de hacer recomendaciones clínica

La investigación ha demostrado que TA-65, un producto de ‘Astragalus’ puede reducir la inflamación y mejorar la inmunidad de los pacientes que han sufrido un ataque cardíaco. Pero, hay que tener en cuenta que este estudio fue un ensayo clínico controlado aleatorio, lo que significa que los resultados son preliminares y deben replicarse en estudios más grandes y controlados antes de que se puedan hacer recomendaciones para su uso en la práctica clínica.

Es necesario continuar investigando el uso de TA-65 y otros productos de plantas medicinales para determinar su eficacia y seguridad en el tratamiento de enfermedades cardiovasculares.

Referencias:

Activation of telomerase by TA-65 enhances immunity and reduces inflammation post myocardial infarction: https://doi.org/10.1007/s11357-023-00794-6

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *