La salud es muy importante. Debemos cuidarla y prestarle atención. Pero a veces, la preocupación por la salud se vuelve excesiva e interfiere con nuestra vida diaria. Esto puede causar mucho sufrimiento.

Aquí puede surgir la hipocondriasis o hipocondría, que es una enfermedad caracterizada por el temor constante de tener una enfermedad grave, aun cuando los médicos han dicho que no es así.

Esta actitud se refiere a una región anatómica, el hipocondrio, situada bajo las costillas y el apófisis xifoides (la punta) del esternón. La persona hipocondríaca se somete a un autoanálisis minucioso y preocupado, incluso obsesivo, de las funciones fisiológicas básicas, y piensa en ellas como una fuente de segura enfermedad biológica. Esto puede llevar a la frustración y la depresión.

Es decir, el hipocondríaco se preocupa excesivamente por su salud, a pesar de que los médicos le aseguren que no hay motivo para ello. Está convencido de que padece una enfermedad grave, basándose en la interpretación personal de alguna sensación corporal o de casi cualquier otro signo que aparezca en el cuerpo.Por lo tanto, para evitar el desarrollo de una hipocondría, es importante que los familiares y amigos sepan cómo hablar con una persona que está enferma. Deben tener en cuenta que el enfermo no debe centrarse en los síntomas leves o imaginarios, sino en los verdaderamente importantes. Deben evitar exagerar los síntomas, y en lugar de ello, animar al enfermo a buscar ayuda profesional para su tratamiento.

Imagen de storyset en Freepik.

¿La hipocondriasis se hereda? ¿Cuáles son sus causas?

No se conoce el origen exacto de la hipocondriasis. Algunas posibles causas pueden ser:

  • Haber sufrido o tener una persona cercana con una enfermedad grave en el pasado.
  • Haber tenido padres excesivamente protectoras que se preocupaban demasiado por problemas de salud menores.
  • Padecer un trastorno de salud mental, como ansiedad o depresión.
  • Haber experimentado algún tipo de estrés traumático, como la pérdida de un ser querido.

En otras palabras, los factores de la infancia, como el abuso o enfermedades graves, pueden causar el trastorno en la edad adulta. Si hay otro problema de salud mental, el trastorno puede empeorar y aumentar el riesgo de desarrollarlo. Además, se cree que hasta un 37% de esta enfermedad se hereda.

Imagen de storyset en Freepik

Diagnóstico y tratamiento

El diagnóstico de trastorno de ansiedad por enfermedad se hace después de hablar con un psiquiatra. Las personas con este trastorno suelen visitar a muchos médicos para el mismo problema, pero no suelen ir a los centros de salud mental. Esto significa que a menudo no están satisfechos con la atención médica que reciben y sienten que no son tomados en serio.

Es necesario que un profesional de la salud mental ayude al paciente a entender lo que le está pasando. Los profesionales deben romper los patrones de comportamiento que le dan tranquilidad y motivarlo para que entienda el por qué. Deben enseñarle al paciente que estar enfermo puede ser una forma mejor de expresar su dolor o conflicto que enfrentarlo directamente. Además, el paciente necesita aprender habilidades para manejar sus emociones, lidiar con la ansiedad y mejorar sus habilidades sociales.

Por lo tanto, los médicos querrán saber si has sufrido algún trauma, como abuso, un desastre natural, una enfermedad grave, o si has visto a alguien herido. También preguntarán si bebes alcohol o usas drogas, o si quieres lastimarte o matarte. Los médicos harán un examen físico y podrían hacerte otros exámenes o pruebas. Puede que tengas que ir al médico varias veces al mes. Podrían darte medicamentos para ayudarte con la ansiedad y la depresión, y también podrían recomendarte terapias especiales. También podrían hacerte exámenes o tratamientos que no necesitas.

En resumen…

La hipocondriasis o hipocondría es un trastorno de ansiedad caracterizado por el temor constante de tener una enfermedad grave, a pesar de que los médicos han dicho que no es así. Esta enfermedad puede tener varias causas, como haber sufrido o tener una persona cercana con una enfermedad grave en el pasado, haber tenido padres excesivamente protectoras, padecer un trastorno de salud mental, o haber experimentado algún tipo de estrés traumático.

En cuanto al diagnóstico, este se hace después de hablar con un psiquiatra y se trata con medicamentos, terapias especiales y exámenes o tratamientos que no necesita. Por lo tanto, es importante que los familiares y amigos sepan cómo hablar con una persona que está enferma para evitar el desarrollo de una hipocondría.

Referencias:

¿La hipocondria se hereda? Aspectos que deberías tener en cuenta: https://www.infosalus.com/salud-investigacion/noticia-hipocondria-hereda-aspectos-deberias-tener-cuenta-patologia-20230114075954.html

Hipocondriasis: https://www.fesemi.org/informacion-pacientes/conozca-mejor-su-enfermedad/hipocondriasis

Paciente hipocondríaco: cuando la solución perpetua el trastorno: https://www.isep.es/actualidad/paciente-hipocondriaco-cuando-la-solucion-perpetua-el-trastorno/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *