Se acerca la última noche del año, el momento de retomar propósitos y pedir un poco de buena suerte para lo que se avecina. Por lo general, los hispanohablantes  recibimos el nuevo año comiendo 12 uvas lo más rápido posible. Es nuestra forma de pedir salud, amor, estabilidad laboral o simplemente dinero. Pero existen cientos de tradiciones de fin de año alrededor del mundo, y todas ellas buscan lo mismo: buena fortuna.

Así que, si ya te cansaste de la uvas, puedes probar alguna de estas magníficas opciones para recibir el 2023. 

El soba de fin de año

Fideos soba / Créditos: TVazteca

Comencemos en el otro lado del mundo, en Japón. Justo antes de la medianoche, los japoneses comen fideos soba con aderezo de jengibre y sésamo para pedir un buen año. Este platillo puede parecer pesado, pero tiene mucho simbolismo. 

El soba marca el cruce de un año al siguiente. Esto debido a que es un fideo fácil de cortar, por lo que se utiliza como metáfora para dejar de lado los arrepentimientos del año pasado, con un corte, y darle paso a un año mejor. 

Foie gras, ostras, langosta y… caracoles

Champán / Vía Pixabay

Si los fideos no te gustan, puedes probar otra de las tradiciones de fin de año que ocurren al otro lado del mundo. Los franceses no tienen un plato específico para celebrar el Año Nuevo, ellos suelen darse un festín con comidas tradicionales, que incluyen foie gras, ostras, langosta y caracoles.

Todo esto ocurre durante una gran fiesta, conocida como le réveillon de la Saint-Sylvestre. Y en ella, el champán siempre está presente.

Las lentejas

Lentejas / Vía Pixabay

En Italia, las lentejas son fundamentales por su forma de moneda, que simboliza la suerte y la prosperidad. Es por eso que en la última noche del año se sirven en la cena para atraer la buena suerte. 

No todos son fanáticos de las lentejas, pero esta es sin duda una de las tradiciones de fin de año más importantes del mundo. Principalmente porque los italianos le agregan algunas cosas exquisitas a su platillo, como una salchicha picante, o zampone o una manita de cerdo.

La papa de la suerte

Papa / Vía Pixabay

En la última noche del año, los colombianos colocan tres papas debajo de sus camas: una pelada, otra sin pelar y otra medio pelada. A medianoche, sacan la primera papa que tocan y, dependiendo de cuál sea, tienen una fortuna diferente.

La papa sin pelar significa abundancia, la pelada denota problemas financieros y la medio pelada es una mezcla de ambas. 

Esta tradición de fin de año deja todo al azar, al igual que las galletas de la fortuna al otro lado del mundo. Pero puede ser una actividad divertida.

Más fuegos artificiales y menos comida

Sydney el fin de año / Créditos: Cdn

En Australia, el nuevo año se recibe solo con fuegos artificiales. Los australianos planifican espectáculos de pirotecnia maravillosos en ciudades y pueblos. 

La exhibición más reconocida ocurre en el puerto de Sydney. En un año típico, las personas empacan canastas de picnic y llegan horas antes para obtener los mejores lugares.

Así que, puede que esta tradición de fin de año no esté al alcance de todos alrededor del mundo. Pero podemos imitarla viendo los fuegos artificiales desde nuestro tejado.

Las frutas de la prosperidad 

Manzanas / Vía Pixabay

En Filipinas, se celebra el Año Nuevo sirviendo 12 frutas redondas, ya sean manzanas, melones o naranjas. La forma redonda simboliza la prosperidad y riqueza, y el número la cantidad de meses que tendrá el próximo año. 

Podríamos decir que esta tradición de fin de año es una mezcla de dos muy conocidas en el mundo: las lentejas italianas y las uvas españolas. Pero al menos los filipinos son más flexibles. 

Kransekage para la cena

Kransekage / Créditos: Reddit

Los daneses prefieren despedir el año con algo un poco más dulce que la fruta. Nos referimos a una torre de rosquillas de mazapán llamada kransekage, que significa «pastel de corona».

A este platillo alguna vez se llamó overflødighedshorn o cuerno de la abundancia, porque se creía que cada pilar de la torre daba buena suerte. Por no mencionar que era una tradición deliciosa de fin de año, que no todo el mundo podía permitirse.

Pescando buena suerte

Hombres pescando / Vía Pixabay

De lo dulce pasamos a lo frío y salado. En las zonas rurales de Canadá, la víspera de Año Nuevo es el momento perfecto para ir a pescar en los ríos congelados. 

Cuanto más peces se pesquen, más próspero será el año. Principalmente porque tendrán más comida el 1 de enero. 

Deja que el pan se lleve tus preocupaciones

Pan / Vía Pixabay

Si no quieres comer en exceso, esta tradición de fin de año te ayudará a tener suerte en cualquier parte del mundo. Todo lo que debes hacer es golpear un pan contra la pared en la víspera de Año Nuevo. 

Los irlandeses hacen esto cada 31 de diciembre para ahuyentar la mala suerte y los malos espíritus. De esta forma lo único que queda en la casa es la abundancia y, por supuesto, un pan destrozado. Pero la buena noticia es que, después de desquitarte con él, todavía puedes comerlo.

La granada de los siete deseos

Granada / Vía Pixabay

En Brasil, para atraer la buena suerte se comen granadas. Concretamente siete semillas, porque ese es el número de la buena suerte. 

Algunos brasileños también saltan sobre siete olas el último día del año o piden siete deseos mientras comen. Sin embargo, nosotros te recomendamos simplemente comer granadas y brindar por el próximo año.

Más panes en el fin de año

Vasilopita / Créditos: Almyro

Otra de las tradiciones de fin de año tiene al pan como protagonista, debido a que es uno de los alimentos más importantes del mundo. 

Los griegos celebran el año nuevo comiendo vasilopita, un pan de levadura dulce que se hace en honor al venerado San Basilio de Grecia. Pero este pan tiene algo especial: una moneda. 

En la cena de fin de año se sirve este pan, comenzando por el miembro más viejo hasta llegar al más joven. Aquel que encuentre la moneda, tendrá suerte el próximo año.

Bonus: las 12 uvas antes de la medianoche 

Uva verde / Créditos: Agro

Si bien estamos hablando de las tradiciones de fin de año en otros países del mundo, es necesario que terminemos con la nuestra. Después de todo, pocos saben su simbolismo o las reglas que hay que seguir para tener buena suerte.

Cuando quedan 12 segundos para el Año Nuevo, los hispanohablantes, principalmente españoles, comen 12 uvas verdes mientras escuchan las últimas campanadas del año. Si logran comérselas a tiempo antes de la medianoche, entonces tendrán un 2023 repleto de buena suerte.

Sin embargo, para lograr esto hay que comer casi una uva por segundo. Así que es más probable que eso no ocurra, lo que se traduce en mala suerte. En definitiva, es todo un reto para el fin de año. 

¿Te gustaría intentar alguna de estas tradiciones? Si es así, esperamos que consigas buena fortuna para el 2023.

Referencias:

12 Fascinating New Year’s Eve Traditions from Around The World https://www.tasteofhome.com/collection/new-years-eve-traditions-around-world/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *