Desde el 2019 no hemos tenido contacto con otros virus respiratorios por lo que es probable que nuestra inmunidad natural haya decaído con el tiempo. Por esa poca inmunidad estamos más propensos a contagiarnos de virus respiratorios que hoy circulan por el aire. Cuando enfermamos por algún catarro o gripe, el síntoma más molesto suele ser la congestión nasal. A continuación te compartimos algunos trucos y consejos para aliviar la molesta congestión nasal.

Para aliviar la congestión nasal, hay algunas cosas que sí se deben hacer y otras que no.

Cosas que sí debes hacer para aliviar la congestión nasal

  • Tomar descongestionantes orales o inhaladores para abrir los pasos nasales.
  • Beber mucha agua para ayudar a mantener la mucosa nasal húmeda y a diluir el moco.
  • Un humidificador puede ayudar a aliviar la congestión nasal al aumentar la humedad en el aire.
  • Utilizar una solución salina para limpiar los senos nasales.
  • Usar una almohada elevada para ayudar a prevenir la congestión nasal al dormir.
  • Usar una técnica de respiración profunda para ayudar a despejar las vías respiratorias.
  • Usar una técnica de masaje para ayudar a despejar las vías respiratorias.
  • Utilizar una taza de agua caliente. El vapor de una taza de agua caliente puede ayudar a aliviar la congestión nasal.
  • Utilizar una taza de agua caliente con vinagre. El vinagre puede ayudar a aliviar la congestión nasal al limpiar los senos nasales.
  • Evitar los alérgenos como el polvo, el humo y los olores fuertes.
  • Evitar los irritantes como el humo de tabaco, el alcohol y los productos químicos.
  • Utilizar una almohada con una bolsa de agua caliente para proporcionar calor y humedad.
  • Realizar lavados nasales para limpiar de restos y de mucosidad la cavidad nasal de una forma mecánica. Además, la salinidad favorece la descongestión.
Vía iStock.

Cosas que no se debes hacer

  • No fumar, ya que el humo irrita las vías respiratorias.
  • No usar descongestionantes nasales por más de 3 días seguidos, ya que pueden empeorar la congestión nasal.
  • No usar medicamentos recetados sin la recomendación de un médico.
  • No usar remedios caseros sin la recomendación de un médico.
  • No usar aerosoles nasales sin la recomendación de un médico.
  • La miel no funciona para la congestión nasal. Esta tiene un leve efecto en la tos, pero nada más y no se debe dar a niños menores de 1 año.
  • La aplicación de ungüentos de mentol o de eucalipto en el pecho o en el cuello no ayuda con los mocos o con la tos. Como efecto secundario pueden irritar la piel y los ojos.
Vía iStock.

Otras recomendaciones

Para evitar el contagio de enfermedades respiratorias hay que insistir en la prevención con frecuentes lavados de manos y evitar el contacto directo con otros pacientes infectados.

También te recomendamos que seas cuidadoso con el empleo del humidificador, ya que hay que mantenerlo limpio y en buen estado siguiendo las instrucciones que vienen con él.

Además, ten en cuenta que si la obstrucción nasal no se trata correctamente puede favorecer la aparición de otitis o sinusitis al no ventilar estas cavidades, o derivar en infecciones pulmonares. Consulta con un especialista cuando la congestión esté acompañada de otros síntomas como la fiebre, la cefalea, o el dolor de cabeza, que puedan sugerir una sinusitis u alguna complicación.

Referencias:

Trucos para aliviar la congestión nasal: qué hacemos mal y en qué podemos mejorar: https://www.infosalus.com/asistencia/noticia-trucos-aliviar-congestion-nasal-hacemos-mal-podemos-mejorar-20221230081948.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *