El año se termina y eso solo significa una cosa: pronto habrá que volver al trabajo. Después de disfrutar y descansar como locos, todos sentimos la presión de los horarios ajustados y las discusiones en la oficina. Ese sentimiento es inevitable, y a menudo ocasiona que caigamos en viejos hábitos como llegar tarde o trabajar hasta tarde. Sin embargo, no tienes por qué volver a esa rutina.

La psicóloga Debra Lerner, de la Universidad de Tufts, ha dedicado su carrera a comprender la lucha de las personas que necesitan trabajar, pero no se sienten capaces después de las vacaciones. Para ella, la solución a este bajón está en cambiar algunos hábitos para mejorar tu productividad en el trabajo. 

Así que, si te sientes estresado o improductivo ahora, aquí te dejamos varios consejos que podrían serte de utilidad en enero de 2023.

Modifica tu espacio de trabajo 

Escritorio / Vía Pixabay

¿Eres tú el problema o lo es tu escritorio? A menudo se piensa que las personas improductivas son así porque se distraen con facilidad, pero nada más lejos de la realidad. 

Un espacio de trabajo desordenado o mal ubicado puede afectar tu concentración, especialmente si trabajas desde casa. Si comenzaste el año usando la mesa de la cocina como escritorio, de seguro te has enfrentado a interrupciones constantes, ruidos extraños o discusiones familiares. 

Quizás pienses que es algo normal en la jornada, mas no es así: el cerebro necesita estar enfocado para ser más eficiente. Por lo tanto, deberías considerar cambiar tu espacio o al menos utilizar auriculares para mejorar tu productividad en las horas de trabajo. 

Toma descansos entre una tarea y otra

Trabajador descansando la vista / Vía Pixabay

Lo peor que podemos hacer es trabajar sin descanso. Este mal hábito se vuelve cada vez más recurrente debido a las demandas de la industria, pero es dañino para nuestro cuerpo y mente. Si no descansamos, podemos desarrollar un agotamiento crónico conocido como ”síndrome de burnout” que nos hará aún menos productivos.

Así que lo ideal sería tomarse descansos rápidos, de 10 o 15 minutos, entre una tarea y otra para liberar la presión. Podemos dedicar ese tiempo a alguna distracción positiva o simplemente a descansar.

“Si estás luchando contra la baja motivación, la poca energía o la frustración, piensa en aprovechar unos minutos para tomar un refrigerio o dar un paseo rápido al aire libre”.

Debra Lerner

Sigue una nueva rutina de trabajo

Persona trabajando en un informe / Vía Pixabay

Otro gran error que cometemos cada año es seguir siempre la misma rutina. Con esto no nos referimos a la hora en la que llegas al trabajo, sino a la forma en la que haces tus obligaciones.

Si no estás progresando en un gran proyecto, puedes dividirlo en pequeñas tareas para mejorar tu productividad ese día de trabajo. También puedes realizar una lista con todo lo que debes hacer, desde lo más urgente hasta lo irrelevante, para dedicarle tus horas más productivas a la tarea que lo necesita. 

Puedes usar incluso temporizadores o aplicaciones productivas para automatizar horarios y bloquear las distracciones durante ese período de tiempo.

Conoce tus horas productivas

Trabajador estresado / Vía Pixabay

Hay personas que trabajan mejor por la mañana y otras que se sienten llenas de energía solamente en la tarde o por la noche. Todo depende del estilo de vida de esa persona y de su metabolismo. 

Así que, si quieres mejorar tu productividad el próximo año, deberías modificar tus horas de trabajo tomando en cuenta tus picos de energía. Eso sí, siempre que tu jefe te lo permita.

«Lleva un diario, escribe lo que estás haciendo en diferentes momentos y cómo te sientes. Pronto verás un patrón en el que estás obteniendo el máximo rendimiento. Cambia tu tiempo de enfoque para ser más productivo en esas horas”.

Debra Lerner

Acepta el cambio para mejorar tu productividad en el trabajo

Compañeros de trabajo / Vía Pixabay

Si bien la vuelta al trabajo es inevitable, hay muchas cosas que puedes hacer para afrontar este reto sin morir en el intento. 

En lugar de seguir la misma rutina, intenta cambiar de hábitos. Pide ayuda a tus colegas si lo necesitas y, sobre todo, anota los resultados que has obtenido con esos cambios. Te aseguramos que alguno te ayudará a mejorar tu productividad, o como mínimo, a sentirte más cómodo en el trabajo.

Referencias:

Psychologist recommends five ways to improve your work habits in the new year https://medicalxpress.com/news/2022-12-psychologist-ways-habits-year.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *