Cuando le echamos una mirada al campo tecnológico de la salud, veremos que hay un montón de dispositivos que ayudan a monitorear la salud de los usuarios. Hay smartwatches capaces de medir la presión arterial de los usuarios y tensiómetros digitales y de muñeca. Pero, ¿alguna vez imaginaste que un vehículo eléctrico podría controlar tu presión arterial a través de sensores y algoritmos inteligentes? Bien, gracias a la visión de BeyonCa, una joven startup de vehículos eléctricos súper premium fundada por Weiming Soh, eso podría ser posible. Recordemos que Soh no es nuevo en el negocio, pues es un veterano automotriz de Singapur que es el actual director ejecutivo de Renault China. Además,  ayudó a traer Mercedes-Benz a China en la década de 1990.

La idea de un vehículo eléctrico capaz de monitorear las condiciones de salud de un usuario parece descabellada, pero cambia cuando piensas en la cantidad de tiempo que pasas en el automóvil. De acuerdo con Shaoshan Liu, científico jefe y líder de conducción autónoma de BeyonCa:

“Tomemos a los estadounidenses por ejemplo. Pasan 70 mil millones de horas al año conduciendo automóviles, lo que hace 1 hora por día. Esa es una enorme cantidad de tiempo que la gente pasa en un automóvil debido al ambiente espacioso. Creemos que es el mejor momento para brindar este tipo de servicios [de atención médica] en el automóvil”.

¿La idea de un vehículo eléctrico capaz de monitorear la salud podría atraer la atención del público en general?

Es probable que haya un mercado para el grupo demográfico objetivo de BeyonCa de consumidores ricos y preocupados por la salud. Por supuesto, la startup no revelará su rango de precios hasta que su primer modelo esté listo para enviarse en unos años. Sin embargo, Soh coloca al producto de la compañía en la misma categoría que el Mercedes Benz Clase S y el BMW Serie 7, modelos que generalmente tienen un precio inicial de alrededor de $100.000.

La compañía terminó su ronda de financiación de la Serie pre-A en el tercer trimestre de este año de inversionistas. Estos incluyen a Dongfeng Motor, un fabricante de automóviles estatal chino. Al buscar inversiones, la empresa estaba «al mismo tiempo abierta a socios financieros y de inversión que brindarían más apoyo», dijo Soh.

Las ambiciones son altas

BeyonCa
Weiming Soh. Vía BeyonCa

Las ambiciones de Soh para los vehículos inteligentes van más allá de simplemente tener asistentes de voz de IA y capacidades de conducción autónoma. El software es “una herramienta importante” para los vehículos, pero lo que eventualmente diferenciará a BeyonCa serán sus “servicios”, señaló el fundador.

Liu elaboró sobre la visión y explicó que la industria está entrando en la «tercera» etapa del desarrollo de vehículos eléctricos:

“La primera etapa es la electrificación, de modo que conviertes el automóvil para que funcione con electricidad. Tesla es pionera en eso. Entonces entramos en la segunda etapa de la inteligencia. Una vez más, Tesla es pionera, y luego las empresas chinas se están poniendo al día. Ahora estamos entrando en la tercera etapa, que creo que se llama ecosistema, en la que brindamos diferentes servicios verticales, servicios muy profundos. La salud es uno de estos servicios”.

El científico jefe comparó el futuro de los vehículos eléctricos con los teléfonos inteligentes de hoy. Argumentó que los automóviles inteligentes podrán ofrecer mucho más que conducir de la misma manera que los teléfonos inteligentes ahora pueden lograr mucho más que su propósito original para llamar.

Los autos súper premium de BeyonCa estarán equipados con sensores y radares de grado médico. Eso les permitirá detectar las condiciones de salud del conductor y los pasajeros en todo momento mediante el modelo de IA patentado de BeyonCa. Por lo tanto, si los algoritmos determinan que el conductor ya no puede controlar el vehículo, activará la conducción inteligente. El conjunto de datos recopilados por el vehículo irá luego a un equipo de expertos médicos internos, que estarán disponibles a través de videollamadas. La idea es remitir a los médicos para un tratamiento adicional si es necesario.

¿Cuándo saldrá a la luz este vehículo capaz de monitorear la salud de los usuarios?

BeyonCa presentará el diseño de su primer automóvil de producción la próxima primavera. Mientras tanto, se espera que la producción en masa tenga lugar el 2024. “A diferencia de los fabricantes de automóviles tradicionales, como empresa emergente, debemos introducir el automóvil en el mercado mucho antes. Necesitamos mantener el mercado entusiasmado”, dijo Soh.

La firma planea realizar envíos tanto en su mercado local, China, como en el extranjero. Pretende tener dos fábricas. “Somos una compañía de automóviles súper premium, por lo que lo más probable es que solo tengamos dos fábricas en el mundo, una en China y otra fuera. Puede ser en el Medio Oriente, Europa o el Sudeste Asiático”, señaló Soh.

Soh está intentando levantar a BeyonCa contra los obstáculos económicos provocados por la pandemia de covid-19. Pandemia que ha debilitado la confianza de los consumidores e inversores de todo el mundo. Pese a ello, él no está demasiado preocupado, pues dice que cuando la economía va bien, la puesta en marcha puede acelerar el desarrollo, pero en tiempos de recesión económica, la empresa simplemente tendrá que «controlar el ritmo».

¿Te emociona la posibilidad de tener un vehículo que pueda monitorear tu salud?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *