Los glaciares están desapareciendo poco y el ritmo al que lo hacen es cada vez mayor. Esto está trayendo consecuencias a los ecosistemas, y estas seguirán aumentando a medida que el tiempo pase. En un reciente estudio realizado por investigadores de la Universidad de Aberystwyth en el Reino Unido descubrieron que el derretimiento de los glaciares está liberando bacterias que hasta ahora eran desconocidas.

Siempre que pensamos en los glaciares, los asociamos con grandes reservas de agua dulce. Y en realidad lo son, ya que acumulan más del 60% del agua dulce de la Tierra. Sin embargo, el calentamiento global y el cambio climático están haciendo que los glaciares se derritan cada vez más rápido.

El calentamiento global está haciendo que los glaciares se derritan más rápido. Vía Pixabay.

Entre las consecuencias del derretimiento acelerado de los glaciares están:

  • Aumento del nivel del mar.
  • Erosión costera.
  • Cambio en los ecosistemas.
  • Aumento de las tormentas.

Si los glaciares se siguen derritiendo a este ritmo, se estima que para dentro de 200 años no quedará ninguno en el planeta.

Bacterias liberadas por el derretimiento de glaciares

Ahora los científicos encargados de la investigación publicada en Communications Earth & Environment alertan que el derretimiento de los glaciares está liberando nuevas bacterias. Estas podrían transformar los ecosistemas helados, dicen los investigadores.

El equipo de investigación realizó observaciones en 10 sitios en todo el hemisferio norte que les permitió hacer estimaciones.

Si el calentamiento global continúa así o empeora, para los próximos 80 años se liberarán toneladas de bacterias nuevas en los ambientes acuáticos que se encuentran debajo de los glaciares. Eso equivale a 650 000 toneladas de carbono liberadas por año en ríos, lagos, fiordos y océanos en todo el hemisferio norte

Aunque esta liberación de bacterias no sería del todo mala, ya que es fuente de de nuevos compuestos útiles, como los antibióticos. Sin embargo, los investigadores consideran que la velocidad del derretimiento los hace trabajar contrarreloj. Esto se debe a que las bacterias se están liberando tan rápido que se les hace difícil catalogarlas a todas.

Los glaciares se están derritiendo cada vez más rápido. Vía Pixabay.

Los investigadores afirman que, por ahora, el riesgo de que los glaciares se derritan es pequeño. Pero, tal vez a la larga se empiecen a notar efectos más profundos tanto en la productividad como en la biodiversidad de las comunidades microbianas, así como en los ciclos biogeoquímicos.

Por ello la investigación de estos fenómenos es crucial, principalmente para evaluar los efectos aguas abajo del agua de deshielo glacial cargada de microbios. Con una mejor comprensión de este fenómeno, se podrán predecir los efectos del cambio climático en las superficies glaciares.

Referencias:

Spatially consistent microbial biomass and future cellular carbon release from melting Northern Hemisphere glacier surfaces: https://www.nature.com/articles/s43247-022-00609-0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *