Unos investigadores descubrieron recientemente los restos fósiles de un antiguo pez dentado. Restos que ayudarán a comprender más sobre el origen de los vertebrados.

El hallazgo se produjo en la provincia de Guizhou, en el sur de China, y estuvo a cargo de un equipo internacional de investigadores.

Tras el análisis de las capas sedimentarias del sitio en el que hallaron los restos fósiles, los investigadores comprobaron que estos serían del período Silúrico. Es decir, hace alrededor de 445 a 420 millones de años.

Además, los investigadores se percataron de que los fósiles del pez dentado son de una nueva especie, Qianodus duplicis. Dicha espacie poseía elementos dentales peculiares en forma de espiral que portaban múltiples generaciones de dientes que este animal recambiaba a lo largo de su vida. A estos dientes en espiral se los conoce como verticilos.

Como estos dientes son casi imperceptibles a simple vista, el equipo de investigación debió estudiarlos bajo aumento con luz visible y radiación de rayos X.

Los hallazgos del estudio están publicados en la revista Nature.

Créditos: IVPP.

El pez dentado más antiguo

Al analizar los dientes de este antiguo pez los investigadores se percataron de que contienen un par de filas de dientes insertados en un área medial elevada de la base del verticilo. Además, notaron que estos dientes primarios poseen un incremento de tamaño hacia la porción interna (lingual) del verticilo.

Dicha característica hace que las espirales de Qianodus sean inusuales en comparación con las de otros vertebrados.

Esta disposición sería similar en especies de tiburones modernos, pero sería la primera vez que encuentran esta particular forma de dientes en fósiles de peces antiguos. Por lo tanto, las primeras especies de osteictios (peces con aletas radiales y lobuladas) y condrictios (tiburones y rayas) se originaron mucho antes de lo que se pensaba.

En los tiburones, los dientes se desprenden continuamente. En cambio, parece ser que los dientes de Qianodus se mantuvieron en la boca e iban aumentando de tamaño a medida que el animal crecía. Este proceso habría facorecido el aumento de tamaño de su mandíbula.

Cuando los científicos compararon estas caracterísitcas en los verticilos de vertebrados modernos, pudieron concluir que los dientes primarios fueron los primeros en formarse. Además, comprendieron que la adición de los dientes en espiral laterales (accesorios) ocurrió más tarde en el desarrollo.

Por medio de estos fósiles de Qianodus se podrá comprender un poco más sobre el periodo Silúrico, el cual se perfila como el período temprano de la evolución de los vertebrados.

Referencias:

Rare fossil teeth overturn long-held views about evolution of vertebrates: https://phys.org/news/2022-09-rare-fossil-teeth-overturn-long-held.html

The oldest gnathostome teeth: https://www.nature.com/articles/s41586-022-05166-2

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *