Las pirámides son uno de los mayores monumentos que ha creado la humanidad. La cantidad de secretos que se esconden dentro de sus paredes es todavía un misterio para los arqueólogos y los científicos, pero si algo tienen claro estos expertos excavadores es que no todas las pirámides tienen oro y joyas en su interior.

Cada pueblo antiguo tenía su propia definición de “tesoro” y es por eso que, aunque en apariencia luzcan iguales, las pirámides mayas y las pirámides egipcias son dos templos completamente diferentes. 

De tesoros costosos a joyas algo más extrañas

Jerogllíficos maya, uno de los tesoros escondidos en las pirámides | Vía Pixabay

En el Antiguo Egipto se creía que el faraón necesitaba oro y joyas para superar su juicio final en el otro mundo, por lo que se solían llenar las pirámides con estas piedras preciosas y tallar escrituras en las cámaras funerarias.

Sin embargo, para los mayas la dualidad entre la vida y la muerte no era tan cerrada ni costosa. Ellos creían en la reencarnación, así que la muerte era solo un ciclo en el que el cuerpo se desintegraba pero el alma subsistía con Xibalbá. Con lo cual les parecía un desperdicio que todo el oro y las piedras preciosas se guardaran. 

Por supuesto, esto no quiere decir que las pirámides mayas no contengan oro, porque sí que lo tienen. Lo que en realidad significa es que a menudo, junto al oro, guardaban otros tesoros mayas algo más extraños, bajo la protección de pirámides diminutas.

Una pequeña pirámide del tesoro dentro de las grandes pirámides mayas

La Universidad Nacional Autónoma de México descubrió recientemente que la pirámide maya en la península de Yucatán, conocida como “El Castillo”, tenía una pirámide en su interior. Es decir, una pirámide pequeña dentro de la gran pirámide, como si se tratara de una matrioska rusa.

Al principio pensaron que este “tesoro maya” dentro de la pirámide fue un hecho ocasional en la zona de Chichén Itzá. Posiblemente causado por la pereza de no destruir las viejas pirámides antes de construir otras encima.

Sin embargo, cuando se adentraron en las otras pirámides mayas del lugar, notaron que todas tenían el mismo arreglo. Lo que los llevó a pensar que algo especial debían ocultar como para construir dos veces una pirámide. 

“Puede que construir una pirámide sobre otra pirámide fuera una práctica común en la época prehispánica. Las estructuras principales corresponden a asentamientos largos, por lo que pudo haber varias fases constructivas». 

Denisse Lorenia Argote Espino, investigadora del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) de México

Entonces… ¿Qué hay en las pirámides miniatura dentro de las pirámides mayas?

El Trono del Jaguar, el mayor tesoro dentro de una pirámide maya | Créditos: Siencie Direct

En su mayoría, piezas de muy poco valor económico pero gran valor arqueológico según los arqueólogos. 

Los tesoros mayas del “Templo de Kukulkán», como también se le conoce a la pirámide El Castillo, eran principalmente piezas talladas. En concreto, encontraron el Trono del Jaguar, una pieza de gran valor histórico ya que data del siglo IX y el XII. El momento de mayor florecimiento para la cultura maya, en el que se adoraba a la deidad Kukulkan. Una serpiente emplumada muy vinculada con el dios Quetzalcóatl conocido por los aztecas. 

Asimismo, en otras pirámides mayas en San Bartolo, Guatemala, encontraron fragmentos del calendario maya más antiguo hasta la fecha. Esto junto con más de 2000 glifos maya inscritos en las escaleras, que si bien no son un tesoro con valor monetario podrían ser fundamentales para entender a los mayas más allá de las pirámides.

Las únicas piedras preciosas que encontraron en estas cámaras estaban hechas con jade y espinas de mantarraya. Los mayas del período Clásico estimaban la jadeíta no solo por su preciosidad, sino también como una piedra de gran importancia simbólica, al igual que las espinas de mantarraya. Por tanto, no eran vistas como tesoros, sino más bien como componentes importantes para los ritos funerarios y la invocación de dioses. 

En este sentido, es posible que el verdadero “tesoro” para los mayas no fuera el oro, sino las herramientas que tenían para contactar con sus dioses y antepasados.

Referencias:

What´s hidden inside the ancient Maya pyramids? https://www.livescience.com/what-is-inside-maya-pyramids 

What’s Inside the Pyramid at Chichén Itzá? https://www.britannica.com/story/whats-inside-the-pyramid-at-chichn-itz 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *