La NASA acaba de enviar dos cohetes dirigidos directamente a la aurora boreal. El lanzamiento se realizó desde Alaska en la noche del miércoles 23 de marzo. ¿Por qué lo hizo?

Dos cohetes hacia la aurora boreal, ¿para qué?

Este lanzamiento se halla en el marco de la misión Active Aurora de la NASA. La misión se abrió este miércoles y estuvo involucrada la ventana de lanzamiento para el acoplamiento de iones neutros. 

El líder científico que está detrás de esta tarea es el astrónomo Stephen Kaeppler de la Universidad de Clemson. Él y otros colegas lanzaron los dos cohetes cargados con herramientas de detección a la aurora boreal. El objetivo de la misión es medir los vientos, las temperaturas y las densidades del plasma dentro de la aurora. 

La aurora boreal es una de las imágenes más hermosas que ofrece nuestro planeta. Sus luces danzantes se forman cuando partículas cargadas del espacio chocan contra moléculas en la atmósfera superior de la Tierra. Las colisiones aumentan la energía de los electrones en estas moléculas atmosféricas, lo que hace que los electrones giren alrededor de sus núcleos en un estado de mayor energía.

Poco a poco, los electrones vuelven a su estado de energía original, liberando al mismo tiempo una partícula de luz. Son los fotones o partículas de luz los que crean las cortinas cambiantes de verde, violeta y rojo que se ven en las latitudes polares. 

NASA cohetes aurora boreal.
Aurora boreal. Vía Pixabay.

¿Qué esperan conseguir?

Kaeppler y su equipo quieren investigar el límite entre los gases neutros en la atmósfera y el plasma de la atmósfera superior. La perturbación molecular que se produce conduce a la fricción y, por lo tanto, al calor. Este calor es lo que piensan medir los investigadores.

El primero de los cohetes del equipo lanzó vapores de colores mientras viajaba a una altura de 299 kilómetros. Estos vapores flotaron en la atmósfera y eso permitió a los investigadores rastrear el viento atmosférico. El segundo cohete puede alcanzar una altura máxima de 201 km con el fin de llevar instrumentos para medir la temperatura y la densidad dentro de la aurora. 

Los cohetes de la NASA volvieron a caer a la Tierra inmediatamente después de realizar sus mediciones en la aurora boreal. Ahora los investigadores esperan analizar los datos que esos cohetes lograron atrapar durante su breve estadía en la aurora boreal.

Los investigadores esperan que los resultados sean capaces de revelar los detalles de cómo la aurora altera la capa límite entre el gas neutro y el plasma. Estos científicos suponen que el límite puede aumentar, descender o plegarse y cambiar de forma. 

Para Kaeppler, «todos estos factores hacen de este un problema de física interesante para examinar». 

Referencias:

NASA just launched 2 rockets into the northern lights: https://www.livescience.com/northern-lights-rocket-launch

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *