Encontrar el equilibrio adecuado entre el trabajo y la vida personal no es tarea fácil en nuestra sociedad. Más aún con la llegada del Covid-19 , el cual ha impedido una integración eficaz de estas prácticas en casa. En este sentido, son muchos los trabajadores que le preguntan a la ciencia cómo lograr un equilibrio entre sus propósitos personales y su estilo de vida laboral para 2022.

Aunque la ciencia ha estudiado los efectos que puede ocasionar la falta de equilibrio laboral y personal, no había considerado necesario aclarar que el trabajo es el mejor método para regular este equilibrio. Sin embargo, el aumento de casos de desempleo y de trabajadores independientes ha hecho necesario dejar claro de qué va esta ciencia del equilibrio laboral.

¿El trabajo nos hace felices?

Créditos: Vecteezy

De acuerdo al estudio publicado en la revista The Conversation, el trabajo puede  proporcionarnos un sentido de competencia que contribuye al bienestar personal. La razón de esto es que, por lo general, los seres humanos tienden a buscar las actividades que requieren de un mayor esfuerzo y validación social. Pues es la manera que tiene el cerebro de confirmar su identidad como individuo competente en el entorno.

Cuando el cerebro ejecuta una tarea difícil, libera un alto nivel de endorfinas. Las endorfinas son pequeñas cadenas proteicas que producen una sensación de placer similar a las dopaminas. Lo que puede motivarnos a preferir el trabajo frente al ocio, en muchas ocasiones. 

Esto último se demostró mediante un experimento de la Association for Psychological Science en 2010. Para el cual se le pidió a los participantes escoger entre estar inactivos en una habitación durante 15 minutos, o estar ocupados caminando durante 15 minutos.

Los investigadores encontraron que la gran mayoría había optado por la caminata. Y lo más curioso, tras 15 minutos caminando los participantes parecían significativamente más felices que aquellos que habían pasado 15 minutos esperando. 

En otras palabras, el ajetreo o trabajo contribuye a la felicidad. Incluso los animales parecen captar esto instintivamente: en los experimentos, la mayoría prefiere trabajar por comida que obtenerla gratis”.

Christopher K. Hsee, psicólogo en la Universidad de Chicago

Entonces… ¿Somos infelices en nuestro tiempo libre?

Es un mito popular el creer que descansar nos asegura una vida saludable y feliz. Pero la ciencia del equilibrio laboral no considera que sea así. Pues se ha demostrado que un 22% de los jubilados eligen trabajos independientes para entretenerse, aún si estos no les proporcionan una remuneración económica. 

Un estudio reciente ha sugerido que realmente existe demasiado tiempo libre, debido a que disponemos de horarios de trabajo flexibles en nuestras casas. Esto genera una alteración psíquica en nuestro cerebro con respecto a la sensación de bienestar. Es decir, sentimos que cuanto más tiempo libre tenemos, menos lo disfrutamos. 

Pasar unos días sin esfuerzo en la playa no parece ser la clave para la felicidad a largo plazo. Ni tampoco el jugar hasta medianoche nuestro juego favorito”.

Lis Ku, investigadora de la Universidad de Montfort

Esto podría explicar por qué algunas personas prefieren hacer un esfuerzo significativo durante su tiempo libre. O reinvertir ese tiempo en otras prácticas personales, como aprender un idioma o hacer un curso online, que le ayuden a progresar y acumular logros laborales. Prácticas que hoy catalogamos como “ocio” arbitrariamente pero que, desde el punto de vista científico, tienen más relación con la palabra “trabajo”.

La ciencia del equilibrio perfecto

Créditos: Vecteezy

Para la ciencia, lograr el equilibrio perfecto entre el trabajo y la vida personal es posible. No se trata necesariamente de modificar cuándo, dónde y cómo trabajamos; sino por qué trabajamos. Es decir, comprender cuál es la fuente de felicidad que subyace detrás del trabajo. 

Esta perspectiva está íntimamente relacionada con el concepto psicológico de la “felicidad eudaimónica”. El cual plantea que el bienestar solo puede ser obtenido a través de la actualización del potencial humano, es decir, a través de la realización de tareas que estimulen nuestro crecimiento personal. 

El trabajo y el esfuerzo son fundamentales para la felicidad eudaimónica, lo que explica la satisfacción y el orgullo que se siente al completar una tarea agotadora”.

Lis Ku, investigadora de la Universidad de Montfort

Un concepto que se contrapone a la idea de felicidad hedónica, en la cual los sentimientos positivos como la alegría y el placer, solo pueden obtenerse cuando se disminuyen las prácticas que generan tristeza o ansiedad. Una perspectiva que no ofrece una sensación de felicidad a largo plazo, pero que igualmente, más del 50% de las personas llevan a cabo a lo largo de su vida.

Por tanto, la ciencia hace un llamado a los trabajadores para que consideren una perspectiva de equilibrio laboral sustentada en la felicidad eudaimónica. Pues aunque puede no ser siempre agradable, asegura tanto el desarrollo personal como una sensación de bienestar duradera. 

Sin embargo, cada persona es un mundo. Por lo que puedes considerar qué estilo de vida se adapta mejor a ti en estos tiempos de pandemia: la hedónica o la eudaimónica. 

Referencias:

Work-life balance: what really makes us happy might surprise you https://theconversation.com/work-life-balance-what-really-makes-us-happy-might-surprise-you-168446

Idleness Aversion and the Need for Justifiable Busyness http://citeseerx.ist.psu.edu/viewdoc/download?doi=10.1.1.456.1948&rep=rep1&type=pdf

Escribir un comentario