Facebook habría parado por completo el desarrollo de productos debido a la crisis institucional que atraviesa. De acuerdo con The Wall Street Journal, las últimas declaraciones de France Haugen para la Comisión del Senado habrían lo suficientemente graves como para que FB se detenga.

La compañía necesita mejorar su reputación y los consejeros habrían recomendado dejar de lanzar nuevos productos para centrarse en controlar lo que sucede. Un ejemplo claro está en el Instagram para niños que preparaban que probablemente se guarde en un archivo por un buen tiempo

Acusaciones peligrosas

Haugen no solo reveló cómo se maneja Facebook como empresa y de cómo pone sus intereses primero y luego el de las personas, sino que también compartió documentos relevantes relacionados con filtraciones. Uno de ellos es otro reporte de TWJ en donde se revelaba que FB tiene investigaciones internas que señalan que el uso de Instagram puede hacer daño a adolescentes.

También hay reportes de negligencia con los datos de los usuarios en WhatsApp, así como un mecanismo que permite a las celebridades tener más libertad para publicar lo que quieren en diferentes redes sociales. En líneas generales las filtraciones han dañado mucho la imagen de Facebook, una imagen que ya no era buena tras lo que pasó en las elecciones de Estados Unidos en 2016.

Todo esto sucede en una semana en la que FB vio como sus servicios cayeron por una mala configuración de BGP. Así que corren buenos días para Zuckerberg que ahora verá como sus proyectos se detienen y retrasan de manera indefinida.

Escribir un comentario