Un evento desafortunado para la biodiversidad se ha dado recientemente en las costas sudafricanas. Más de 60 pingüinos africanos han muerto a causa del aparente ataque de una agresiva colonia de abejas.

Como consecuencia, una gran sección de la población que se encontraba protegida ha mermado de un momento a otro. A largo plazo, ese evento aislado podría perjudicar en gran medida los esfuerzos de conservación que se realizan en la zona para salvar a la especie en peligro de extinción.

El inesperado incidente: una colonia de abejas acabó con más de 60 pingüinos africanos

A finales de la semana pasada, entre el 16 y 17 de septiembre, un evento de muerte masiva se dio en las playas de Boulders en Simon’s Town. La colonia de pingüinos africanos que hacía vida en la zona cercana a Ciudad del Cabo (Sudáfrica) acabó muerta a causa del ataque de un gran enjambre de abejas.

Según se registró, un total de 63 pingüinos murieron durante el fatal evento. Junto a ellos, se encontraron ocultos en la arena nos cadáveres de al menos 20 abejas. Dichos rastros, sumados a las múltiples picadas en los cuerpos de los pingüinos les contaron a los investigadores y veterinarios todo lo que necesitaban saber.

De acuerdo a lo reportado, algunos ejemplares de los pingüinos (científicamente conocidos como Spheniscus demersus) llegaron a tener hasta 20 picaduras a lo largo de todo su cuerpo. Pero, en general, gran parte de las picadas se concentraron en la cara y especialmente alrededor de los ojos.

Para dar a conocer el trágico evento, los guardabosques del Parque Nacional Table Mountain hicieron una publicación oficial a través de la página de Facebook de la Fundación del África Meridional para la Conservación de las Aves Costeras (SANCCOB).

La pérdida de más de 60 pingüinos africanos adultos sanos y con mayor probabilidad de reproducción es un gran golpe para la colonia Boulders y la especie que ya está en problemas. Nuestros Rangers y SANParks – Table Mountain National Park monitorearán los nidos en el área ya que algunas de estas aves habrían tenido huevos y polluelos, y un socio a menudo no puede proporcionar suficiente comida o dejar a los polluelos solos. Puede que sea necesario rescatar y criar manualmente a algunos de ellos, así que, como siempre, estaremos atentos.

SANCCOB/Facebook.

¿Por qué las abejas atacaron a los pingüinos africanos?

Por los momentos, no se tiene idea clara de todo lo que ocurrió para que se diera el fatal evento. Sin embargo, se sospecha que los pingüinos cayeron víctimas de las abejas por estar en el lugar y momento equivocados.

Básicamente, se cree que un panal de la colonia de abejas pudo haberse caído y ser destruido por accidente. Como consecuencia, los insectos salieron a defender su colonia y atacaron con todo lo que pudieron a los pingüinos que se encontraban alrededor de la zona, según explicó Ronnis Daniels, gerente de desarrollo de recursos de SANCCOB.

¿Qué sucederá ahora?

En estos momentos, los guardabosques de la zona se encuentran en una misión. Esperan encontrar todos los posibles nidos o polluelos que los pingüinos pudieron dejar atrás. Debido a la dificultad que implica para ellos vivir en la naturaleza ahora, muchos de esos pequeños tendrán que ser puestos en cautiverio. Eso para garantizar su supervivencia hasta su adultez.

Según explicó David Roberts, quien es veterinario clínico de SANCCOB, ese tipo de eventos pueden ocurrir en la naturaleza dentro de un ecosistema equilibrado. Sin embargo, como la población de pingüinos africanos ya se encuentra tan mermada, el ataque de las abejas ha sido particularmente perjudicial.

Escribir un comentario