Alfred Poor es un orador profesional, ha subido a escena para decenas de conferencias en vivo, keynotes y todo tipo de eventos presenciales. Sin embargo, ha debido reinventarse con el comienzo de la pandemia, por eso ha compartido consejos (vía: zdnet) para los que quieran destacar en este nuevo ámbito.

De acuerdo con Poor, tuvo que aprender todo de nuevo cuando empezó a hablar a través de una cámara. Considera que es un mundo distinto y que los oradores expertos en público tendrán que acercarse con humildad a las teleconferencias y reuniones virtuales.

Adaptación a la cámara

Para empezar, el orador comenta que la mejor manera de destacar y dar una buena presentación es mirando a la cámara. “Muchas personas encuentran esto difícil e incómodo porque no obtienes la retroalimentación visible que obtendrías de una audiencia en persona”, comenta. No obstante, las personas también conectan más con el contacto visual, por lo que es necesario.

Por otro lado, comparte que los gestos grandilocuentes recomendados para los eventos físicos ahora no están bien vistos. Poor revela que los movimientos de manos en una cámara van a distraer siempre a la audiencia. Por lo que debemos contener las manos, los gritos y tratar de expresar todas las emociones con gestos faciales.

Respecto al software y hardware a utilizar, Poor no recomendó ninguna aplicación específica. “Dependerá de tus necesidades”, menciona. Por lo que recomienda pensar en tu objetivo y ver si la aplicación elegida tiene las herramientas para lo que queremos. Además, recomendó un micrófono de calidad como hardware casi obligatorio.

Por último, reveló que el principal error que ve en los oradores actuales es el poco manejo que tienen de sus diapositivas. Comenta que ve con mucha frecuencia como no saben retroceder a una diapositiva anterior, por lo que deben familiarizarse más con las herramientas actuales.

Escribir un comentario