The Wall Street Journal ha estado publicando diversos reportes de Facebook en los últimos días. Hace poco reveló como la empresa de Zuckerbeg sabe que Instagram hace daño a la salud de los adolescentes y también supimos que celebridades reciben trato preferencial.

Por si fuera poco, otro reporte cuenta como el contenido moderado en WhatsApp y Facebook deja de ser privado y puede ser usado para ofrecernos anuncios y publicidad. Asi que la última semana de Facebook no ha sido la más sencilla, y menos con el nuevo reporte de hoy.

Sin moderación efectiva

De acuerdo con the Journal, Facebook maneja distintos reportes internos que evidencian que la red social no tiene control sobre las publicaciones de antivacunas. Es un problema que se viene señalando desde hace un tiempo, pero ahora los reportes son de la propia FB, que ha intentado de todo para detener la desinformación.

Moderadores manuales, algoritmos, limitaciones, cierres de cuentas. Nada ha funcionado, e incluso hay quejas de parte de un moderador al detectar que un video especialmente nocivo tenía 3 millones de views. El video se titulaba “las vacunas son experimentales y tu eres el experimento”, también tenía 53.000 “shares”, así que era bastante popular entre parte de la comunidad.

El moderador se quejaba de que el video se había publicado desde una cuenta de Facebook de Rumania, por lo que el algoritmo en inglés no lo detectó. Este moderador decía en el reporte que los “malditos comentarios antivacuna siguen una tendencia desenfrenada” y que el algoritmo era malo en inglés y inútil en todos los demás idiomas.

El reporte también deja claro que Facebook sabe que el grupo de personas detrás de esto son menos de lo esperado y que se organizan para intentar viralizar su desinformación. Este grupo estuvo libre desde el 2019 hasta el pasado agosto cuando FB reportó que habían tomado acción contra 12 personas del 65% de las publicaciones antivacunas.

Facebook se defiende

No obstante, solo hace falta una rápida búsqueda para encontrar comentarios y contenido similar. Así que el problema sigue presente a día de hoy y no parece que haya una solución viable.

De igual manera, hay que aclarar que esto no es todo culpa de Facebook. El movimiento antivacunas es bastante grande y viene de mano con ciertos grupos políticos norteamericanos y ha llevado a Reddit y otras redes a tomar medidas. Sin embargo, el reporte sí deja en evidencia cierta negligencia a la hora de lidiar con el problema y una mano izquierda muy obvia.

Por su parte, Facebook respondió con el siguiente comunicado

Estamos enfocados en los resultados, y los datos muestran que para las personas en los EE. UU. En Facebook, la vacilación por las vacunas ha disminuido en aproximadamente un 50% desde enero, y la aceptación es alta. Los documentos en TSJ muestran el proceso de rutina de Facebook para enfrentar desafíos difíciles. La caracterización estricta de los documentos filtrados no representa con precisión el problema, y también ignora el trabajo que se ha estado realizando para hacer que los comentarios sobre las publicaciones sobre COVID-19 y las vacunas sean más seguros y confiables.

Este comunicado se alinea con el anterior reporte de Facebook que le quita hierro a las publicaciones virales de la red social, añadiendo que solo representa el 0.1% de las publicaciones.

Escribir un comentario