El herpes es uno de los patógenos humanos más comunes de la actualidad y, aunque lleva más que décadas entre nosotros, aún no existe una vacuna o una cura específica para él. Ahora, nuevos datos sobre el virus del herpes y su velocidad de mutación podrían ser lo que necesitamos para desarrollar tratamientos más efectivos contra él.

Para presentar esa posibilidad, los investigadores Alberto Domingo López-Muñoz, Alberto Rastrojo, Rocío Martín y Antonio Alcamí realizaron una publicación en la revista PLOS Pathogens. Su estudio, apoyado por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) nos permite observar por primera vez en detalle cómo los diferentes tipos de virus del herpes pasan por procesos de replicación y mutación diferentes.

El virus del herpes se replica mucho más rápido de lo que creíamos

Durante años, se ha pensado que los virus como el herpes simplex en general gozaban de cierta “estabilidad genómica”. Ahora, los estudios recientemente realizados con muestras in vitro ponen en duda tal creencia.

En general, se esperaría que hubiera pequeños números de mutaciones con cada nueva “generación” del virus. Sin embargo, por lo que se ha visto, los procesos de replicación celular del herpes simplex son mucho más frecuentes de lo que pensábamos.

Virus del herpes.
Vía Wikimedia Commons.

Como consecuencia, se crean más espacios con oportunidades para que se den mutaciones que cambien al virus y lo hagan más difícil de tratar con los mecanismos que ya conocemos. Por ese motivo, conocer en más profundidad las capacidades de mutación del virus del herpes podría ayudar a la medicina a desarrollar tratamientos más aptos para el siempre cambiante herpes simplex.

El herpes genital es incluso más rápido en mutar

Para el caso actual, la investigación comparó al herpes simplex tipo 1 (labial) y al de tipo 2 (genital). Básicamente, se buscó medir el nivel de mutación en ambas versiones del virus del herpes y cómo podrían afectar su desarrollo y tratamientos.

Hemos encontrado que ambos tipos de herpes simplex acumulan cambios cuando replican en cultivo celular, lo que puede cambiar su fenotipo muy rápidamente”, explicó Alcamí, del Centro de Biología Molecular Severo Ochoa.

En conclusión, se observó que el virus del herpes genital tenía una capacidad de mutación mayor que la del labial. Debido a eso, puede verse como un patógeno más completo y mucho más cambiante. Algo que, a su vez, hace un llamado para el desarrollo de posibles tratamientos más adaptables y que, posiblemente, tendrán que estar en constante actualización para mantenerse a la par con el virus.

Todo debido a que la tasa evolutiva del herpes simplex tipo 2 es mayor, por lo que requerirá un seguimiento más detallado. A la larga, esos conocimientos podrían fomentar la creación de medicamentos o tratamientos especializados para cada tipo de virus, siempre tomando en cuenta su mutabilidad.

Referencia:

Herpes simplex virus 2 (HSV-2) evolves faster in cell culture than HSV-1 by generating greater genetic diversity: https://doi.org/10.1371/journal.ppat.1009541

Escribir un comentario