Recientemente Haití se enfrentó a un poderoso terremoto que resultó en cientos de muertes y miles de heridos. Justo ahora se siguen realizando operaciones de rescate en la búsqueda de sobrevivientes entre los escombros dejados por el enorme temblor.

En el 2010, un terremoto de magnitudes similares también causó gran destrucción en la isla del caribe. Ahora, poco más de una década después, el escenario catastrófico se repite una vez más sobre el territorio haitiano, ¿por qué?

Sobre el terremoto más reciente

De acuerdo a los reportes de AP News, el terremoto que azotó Haití durante el pasado sábado tuvo una magnitud de 7.2. El temblor como tal atravesó el suroeste de la península de Tiburon en Haití, que se sitúa a lo largo de la zona de falla de Enriquillo-Plantain Garden.

Tal área ya había sufrido otros grandes sismos en décadas pasadas, siendo los más recordados los de 1751, el de 1860 y el ya mencionado del 2010. De ese trío, dos llegaron a destruir por completo Puerto Príncipe, la capital haitiana.

Ahora, el del 2021 no llegó a tales extremos, pero su daño estructural y las pérdidas humanas siguen siendo devastadoras para una nación que sobrevivió a al huracán Mattew en el 2016 y que tan solo hace un mes atrás se sumergió en el caos político debido al asesinato de su presidente.

¿Por qué los terremotos son tan comunes en Haití?

Hogar destruido por el terremoto de Haití.
Crédito: Delot Jean/AP Photo.

De acuerdo a lo explicado por Gavin Hayes, asesor científico senior de terremotos y peligros geológicos en el Centro de Ciencias de Peligros Geológicos del Servicio Geológico (USGS, por sus siglas en inglés), todo se debe al movimiento y presión acumulada de las placas tectónicas que se encuentran debajo de la isla caribeña.

Específicamente, Haití está muy cerca de la intersección entre la placa de América del Norte y la placa del Caribe. Como si fuera poco, la zona de la falla que queda cercana a la isla no solo presenta el roce entre las placas, sino la superposición de ellas. Como resultado, los pequeños movimientos de cada placa acumulan más presión y causan que, cuando ella se libera, el terremoto resultante sea de gran magnitud.

¿Qué hace que un terremoto en Haití cause tantos desastres?

Es importante entender que la intensidad del terremoto es apenas uno de los factores que contribuyen a la destrucción que se produce en Haití. En general, otros factores como la alta densidad poblacional (de 11 millones de habitantes en la isla) aumentan la posibilidad de que haya pérdidas humanas cuando se produce un desastre.

Por otro lado, las construcciones haitianas no están específicamente diseñadas para soportar terremotos. Eso debido a que, por lo general, se crean estructuras fuertes y de bloques, destinadas a resistir fuertes vientos como los producidos por los huracanes.

En consecuencia, los edificios suelen ser vulnerables a los terremotos y propensos a colapsar cuando las vibraciones del suelo son muy fuertes. Un problema que incrementa tanto las pérdidas humanas como materiales durante la catástrofe.

Ante lo anterior, Wendy Bohon, geóloga del Incorporated Research Institutions for Sismology, también ofreció una reflexión final que puede ser aplicada tanto a Haití como a otras naciones:

Creo que es importante reconocer que no existen desastres naturales. Lo que se tiene es un peligro natural que se superpone con un sistema vulnerable”.

¿Haití deberá prepararse para más terremotos pronto?

Edificio destruido por el terremoto de Haití.
Crédito: Joseph Odelyn/AP Photo.

Por los momentos, no ha sido posible determinar si el terremoto de Haití generará réplicas fuertes pronto. Por lo general, de acuerdo a Hayes, se sabe que temblores como el reciente pueden generar otros similares a lo largo de su falla.

No obstante, hasta la fecha, no se ha determinado con exactitud cuándo podrían producirse tales réplicas ni cuántas llegarían a ser. Igualmente, debido a la posición geográfica de Haití, incluso si el actual terremoto no causa más estragos, la nación debería prepararse a la larga para hacer frente a amenazas similares en un futuro.

Según los expertos, el problema sostenido que ha enfrentado la nación es la falta de acciones centralizadas y financiamiento de proyectos masivos por parte del gobierno para la renovación de la infraestructura de la isla y la creación de mejores mecanismos de prevención y repuesta a la catástrofe.

Hay conocimiento técnico en Haití, hay arquitectos capacitados, hay urbanistas. Ese no es el problema. El problema es la falta de financiamiento para la coordinación y la falta de voluntad política de los donantes (a las organizaciones que brindan ayuda)”, concluyó Mark Schuller, de la Universidad del Norte de Illinois.

Escribir un comentario