Aunque apenas llevamos un poco más de la mitad de 2021, la humanidad ya ha consumido la totalidad de los recursos naturales que pueden regenerarse en la Tierra. Hoy, 29 de julio, es el día del Sobregiro Ecológico de la Tierra, y estas son sus implicaciones.

La humanidad ya consumió toda la biocapacidad para este año

Así como los humanos hemos establecido fechas para celebrar o conmemorar la obra de ciertas personas, hechos y luchas, también hemos estipulado una para recordar cuántos recursos nos quedan. O más bien, lo que no nos queda.

La llegada temprana de este día también significa que empezaremos a operar en nuestro planeta con un gasto de déficit ecológico. Podemos verlo como una empresa sin recursos que empieza adquirir deudas que difícilmente pueda pagar.

El gasto actual es uno de los más grandes registrados, según las Cuentas Nacionales de Huella y Biocapacidad (NFA por sus siglas en inglés), que utilizan los datos de la Organización de las Naciones Unidad (ONU).

“Con casi medio año restante, ya habremos agotado nuestra cuota de recursos biológicos de la Tierra del año 2021 para el 29 de julio”, dijo la concejala Susan Aitken, líder del Ayuntamiento de Glasgow en nombre de Global Footprint Network y la Agencia Escocesa de Protección del Medio Ambiente (SEPA por sus siglas en inglés). “Si necesitamos recordar que estamos en las garras de una emergencia climática y ecológica, el Día del Sobregiro Ecológico de la Tierra es ese momento”.

Los detonantes del sobregiro ecológico actual

Este año, la fecha llegado casi de forma tan temprana como en 2019. Entre los principales impulsores, figura el aumento del 6,6 por ciento en la huella de carbono con respecto al año pasado, así como una disminución del 0,5 por ciento en la biocapacidad forestal mundial.

A pesar de ello, la huella de carbono derivada del transporte para 2021 sigue manteniéndose por debajo de los niveles previos a la pandemia. Bajo esta dinámica, se espera que las emisiones de dióxido de carbono se mantengan 5 por ciento por debajo de los de 2019, aunque probablemente aumente 4,8 por ciento respecto al 2020.

Como es de esperar, algunos de los eventos que ocurrieron el año pasado sentaron las condiciones para el sobregiro ecológico de la Tierra este 2021. La deforestación del Amazonas, reconocido pulmón del planeta, es uno de ellos. Solo en Brasil, hubo pérdidas de 1,1 millones de hectáreas en 2020, y para este año el panorama no es nada alentador. Las estimaciones apuntan a un aumento interanual de 43 por ciento de la deforestación.

¿Qué es el sobregiro ecológico?

El concepto de sobregiro ecológico se define como la fecha en que la demanda humana de recursos de la naturaleza sobrepasa lo que la Tierra puede regenerar en el período de un año. A esto último se le conoce como biocapacidad.

Muchas personas siguen viendo el cambio climático como una mentira y la escasez de recursos vitales como algo normal y parte de la vida. Sin embargo, ¿mantendrán esta misma posición en el momento en que ellos mismos se vean afectados por la falta de sustento natural?

Vernier midiendo la Tierra para saber cuántos recursos están disponibles y estimar el sobregiro ecológico.

Es cierto que, conforme usamos recursos de la naturaleza, esta misma se encarga de regenerarlos. El problema es que la humanidad, que no es la única forma de vida que habita la Tierra, los consume a un ritmo acelerado. Como prueba, el simple hecho de que aún no estamos ni cerca de terminar el año y ya agotamos la disponibilidad.

Los humanos utilizan un 74 por ciento más de lo que los ecosistemas que componen nuestro planeta pueden regenerar. Para poder suplir nuestra demanda, sería necesario contar con unas 1,7 versiones de nuestro planeta.

Sin embargo, aún estamos a tiempo de salvarnos nosotros y a los ecosistemas, aunque el reloj del apocalipsis indica que estamos cerca del fin. Pese a las dificultades y pasos en falso, la pandemia de COVID-19 demostró que la acción conjunta de los países puede arrojar resultados significativos en la lucha contra la crisis ambiental. Por tanto, días como este recuerdan que podemos retrasar el sobregiro ecológico en la Tierra si, a nivel mundial, hacemos lo adecuado para ello.

Escribir un comentario