¿Podemos aprender a ser felices? ¿Puede una persona ayudarme a superar obstáculos y aumentar mi bienestar emocional? En ese sentido, ¿puede la terapia psicológica hacer más feliz a la gente? Ciertamente son preguntas difíciles de responder, pues no hay un método establecido que especifique paso a paso cómo desarrollar felicidad.

Para nuestra fortuna, en un artículo publicado en la revista Nature Human Behavior se abordan estas interrogantes. Esta investigación combina 393 ensayos controlados aleatorios que incluyeron 53.288 participantes. De los cuales algunos tenían antecedentes mentales, enfermedades físicas o ninguna afección.

Terapia de Aceptación y Compromiso

En el análisis, los investigadores destacan que con una intervención no se refieren a autoayuda, sino a lo que un terapeuta puede hacer para aumentar la felicidad de las demás personas. Eso incluye beneficios a nuestra salud y longevidad. Con base en ello, afirman:

Algunas intervenciones se enfocan en desarrollar un compromiso con el cambio, crear sentido de la esperanza y un enfoque en la aceptación en lugar del control en la vida de uno. Estos métodos se conocen ampliamente como Terapia de Aceptación y Compromiso (ACT) y tienen un efecto significativo de pequeño a moderado sobre la felicidad”.

La ACT forma parte de los modelos terapéuticos conductuales y cognitivos. Se trata de un método empleado en las terapias de conversación que promueve la felicidad al cambiar los pensamientos de las personas. Para ello, detiene patrones de pensamiento negativos, incentiva el aprendizaje de habilidades de regulación emocional. Incluso, enseña a evaluar situaciones y aspectos de la vida de una forma más positiva.

Filosofía estoica 

Una persona haciendo la señal de stop
Vía: Pexels

La Terapia de Aceptación y Compromiso se inspira en la filosofía estoica –capacidad de una persona para controlar sus sentimientos o emociones–. Por lo tanto, este método no solo intenta aumentar el grado de felicidad en la personas, sino que se mantengan firmes ante las adversidades.

Aunque esta metodología suena alentadora, tuvo un efecto de pequeño a moderado en las personas con antecedentes de trastornos mentales. Mientras que en la población general no parece haber tenido ningún efecto significativo.

¿Realmente la terapia psicológica hace más feliz a las personas?

Persona sonriendo
Vía: Pexels

Si bien la ATC no arrojó buenos resultados, el enfoque de la intervención positiva multicomponente funcionó un poco mejor. Esta última es un tipo de psicología positiva que se centran en cómo las personas que no padecen ningún trastorno mental pueden prosperar, intelectual y emocionalmente. Ejercicios como practicar la gratitud y centrarse en fortalecer el carácter tuvieron mejor impacto que los estudios que solo empelaron una intervención de psicología positiva. 

Otro método que arrojó buenos resultados fue la atención plena. Esta práctica implica una concentración plena en el aquí y en el ahora para prestar atención a los pensamientos y sentimientos internos. En el estudio, tuvo efectos de pequeños a moderados en las personas con enfermedades físicas y no clínicas, pero tuvo un efecto de moderado a grande en las personas con enfermedades mentales. Estos resultados evidencian la necesidad de enfocarse en la felicidad usando múltiples enfoques.

Como has podido notar, los métodos empleados en el metanálisis no son completamente efectivos. Sin embargo, estos hallazgos pueden ser de interés para los especialistas del ramo y para aquellas personas interesadas en cultivar su propia felicidad.

Referencia

New Evidence That Therapy Can Make You Happier. https://nautil.us/blog/new-evidence-that-therapy-can-make-you-happier?utm_source=RSS_Feed&utm_medium=RSS&utm_campaign=RSS_Syndication

Terapia de Aceptación y Compromiso (ACT): principios y características. https://psicologiaymente.com/clinica/terapia-aceptacion-compromiso

Escribir un comentario