Las algas son un vasto grupo de criaturas que, por su rareza, se han agrupado en un solo conjunto de estructuras heterogéneas. Poco a poco, la ciencia ha descubierto más sobre ellas y nos ha ayudado a crear subclasificaciones. Pero, la identificación de lo que parece ser una especie de alga de tres sexos nos muestra que aún nos falta mucho por aprender sobre ellas.

La investigación que ha probado tal punto se publicó recientemente en la revista científica Evolution. Para su realización, los investigadores Kohei Takahashi, Hiroko Kawai-Toyooka, Ryo Ootsuki, Takashi Hamaji, Yuki Tsuchikane, Hiroyuki Sekimoto, Tetsuya Higashiyama y Hisayoshi Nozaki llevaron a cabo una colaboración.

Gracias a dicha unión entre investigadores de la Universidad de Tokio y otras universidades japonesas, se ha podido conocer más sobre el alga Pleodorina starrii, la nueva especie de tres sexos que podría cambiar la forma en la que entendemos la evolución y los procesos reproductivos de los miembros de su clasificación.

Descubren primera especie de alga con tres sexos

La investigación dirigida por Nozaki, mostró que la P. starrii poseía tres combinaciones distintas de células. Unas representaban a las algas ´femeninas’; otras a las ‘masculinas’; y, finalmente, otras a las ahora llamadas ‘bisexuales’.

Especia de alga de tres sexos.
Crédito: Kohei Takahashi.

Ello debido a que mientras que las primeras dos tienen exclusivamente células femeninas o masculinas, el tercer grupo posee grandes cantidades de ambas. Anteriormente, se habían descubierto algas hermafroditas, capaces de cambiar de femeninas a masculinas según fuera necesario. Pero lo actual es diferente, ya que las ‘bisexuales’ no necesitan modificar nada, siempre tienen a su disposición todas las células que necesitan.

Rompiendo el molde… de nuevo

Hasta la fecha, se ha visto que las algas son capaces de reproducirse tanto asexual como sexualmente. Del mismo, modo adaptan sus sistemas para la reproducción haploide (con solo un conjunto de cromosomas) o diploide (con dos).

Igualmente, la reproducción de las algas hermafroditas, llamada ‘trioecy’ también se ha estudiado. Pero, P. starrii se sale de todos los moldes conocidos. Ya que, debido a su composición puede reproducirse tanto asexual como sexualmente –y cambiar entre parejas femeninas, masculinas o bisexuales sin que ello afecte su posibilidad de genera descendencia–.

Moleculas de algas
Vía adobe.stock

Ese detalle la diferencia de todas las algas antes encontradas y las clasificaciones preestablecidas. Por lo que, nos encontramos ante un fenómeno biológico que obligará a la ciencia a cambiar la forma en la que ve y entiende a las algas, todo gracias a la aparición de una particular alga de tres sexos –cuya mera existencia sugiere la posibilidad de que en el futuro se encuentren incluso más como ella–.

¿Qué podemos aprender del alga de tres sexos?

La historia de las algas puede ser de particular interés para nosotros debido a que ellas podrían haber sido el principal punto de origen de la vida en la Tierra. En consecuencia, la evolución de sus estructuras y procesos como los reproductivos pueden darnos una clara idea de cómo se formaron y adaptaron las formas de vida que conocemos ahora.

Según los investigadores, otras algas estrechamente relacionadas con P. starrii han presentado estructuras moleculares similares, pero sistemas sexuales muy diferentes. De allí que vean el descubrimiento como un punto de partida para estudiar la diversificación de los sistemas de reproducción y cómo fueron cambiando con el tiempo.

Referencia:

Three sex phenotypes in a haploid algal species give insights into the evolutionary transition to a self-compatible mating system: https://doi.org/10.1111/evo.14306

Escribir un comentario