Las manchas en las axilas son un tormento del estilo por el que todos hemos tenido que pasar. Pareciera que tuvieran la preferencia por nuestras camisas favoritas y, una vez están en ellas, es casi imposible hacer que se vayan.

Es claro que todos quisiéramos evitarlas a toda costa. Pero, para ello, primero tenemos que entender cómo se forman. Con eso en mente, tomaremos en cuenta lo dicho por el portal The Dollar Shave Club para finalmente descubrir qué causa las manchas en las axilas de nuestras camisas.

¡Tu desodorante es inocente!

Dentro del conglomerado de elementos que se mezclan en tus axilas, tu desodorante resulta ser el más inocente. Tal como su nombre lo indica, su único trabajo es evitar los malos olores y eso es exactamente lo que hace.

Para ello, interactúa con el sudor y logra ya sea eliminar o enmascarar su aroma. Sin embargo, no va más allá, algo que sí hace su contraparte, el antitranspirante. Un producto que, a pesar de ser usado junto al desodorante, está lejos de ser tan inocente como él.

Tu antitranspirante… no tanto (¡pero no está solo!)

A estas alturas, sabemos que los desodorantes y los antitranspirantes no funcionan de la misma forma sobre la piel. Mientras que los primeros evitan los olores, los segundos buscan eliminar la liberación del sudor desde la raíz. En consecuencia, tapan los poros de las axilas para impedir que él salga.

No obstante, por más que el antitranspirante haga su trabajo, un poco de sudor siempre logra escapar. Es junto allí, cuando se encuentran el conglomerado de químicos y el sudor, que ocurre la reacción causante de las manchas en las axilas de tus camisas.

Mujer con manchas en las axilas.
Vía periskopi.com

El color amarillento se debe a la transpiración que reacciona químicamente con el aluminio o el circonio, o ambos, en el antitranspirante”, explicó el químico cosmético Mort Westman para The Dollar Shave Club.

En otras palabras, el sudor, por sí mismo, ya tiende a tener un color ligeramente amarillento. Pero es en su interacción con los compuestos del antitranspirante que su intensidad se incrementa y se generan las manchas que todos conocemos.

¿Se pueden evitar esas molestas manchas?

Sí y no. Es probable que si usas únicamente un desodorante, el problema desista, ya que no ocurrirá la reacción química que sí se da con el antitranspirante y el sudor. Sin embargo, si estabas utilizando el producto en primer lugar, debió haber algún motivo.

En consecuencia, es poco probable que estés dispuesto a dejar de lado el antitranspirante como parte de tu rutina de higiene. Por ello, lo mejor que se puede hacer en esos casos es aprender a hacer frente a las manchas de las axilas, de forma que puedas hacerlas desaparecer fácilmente de tus camisas.

La mancha ya está… ¿ahora qué hago?

Si las manchas ya se han hecho un hogar en las axilas de tu camisa preferida, será momento de ponerte manos a la obra para removerla. Pero, como bien sabemos, no será una tarea particularmente fácil.

Para poder hacerlo de la mejor manera, podemos contar con las instrucciones dadas por el grupo Stain Solutions de la Universidad de Illinois. En ellas, se ofrecen simples pasos a seguir para intentar remover por completo la mancha de sudor y antitranspirante. A continuación, te las presentamos.

1.- Quita el exceso de material [la costra amarilla blancuzca].

2.- Remoja durante 15 minutos en una mezcla de 1 cuarto de galón de agua tibia, media cucharadita de detergente líquido para lavar platos y una cucharada de amoníaco.

3.- Frota suavemente desde la espalda para aflojar la mancha.

4.- Remoja otros 15 minutos en la mezcla anterior. Enjuágala.

5.- Remoja la mancha de proteína en producto limpiador enzimático durante al menos 30 minutos. Remoja las manchas envejecidas durante varias horas. Lava.

El grupo también recomienda el uso de lejía con cloro si la tela lo soporta –y la mancha no se rinde–. Otra alternativa también podría ser la lejía con oxígeno.

Todo el proceso anterior es mejor antes del primer lavado de la prenda luego de que se generaran las manchas en las axilas. Ya que, como advierte el grupo, después de un proceso de lavado automático, la mancha podría ser casi imposible de retirar de la tela.

Escribir un comentario