Una de las grandes razones por las que ‘Shrek’ tuvo tanto éxito es por su forma cruda y “oscura” de contar los cuentos de hadas que todos conocemos. Desde algunos chistes pasados de tono, hasta desenlaces nada esperados para personajes de cuentos infantiles, muy distinto de lo que conocemos de parte de Disney.

Sin embargo, son esos personajes que nadie “ve” los que tienen desenlaces más fuertes. A ver, si les preguntamos si recuerdan la escena en la que Lord Farquaad está viendo a la Princesa Fiona desde su Espejito Espejito, estamos seguros que automáticamente recordarán muy bien que era lo que estaba haciendo el pequeño enano en realidad.

Ahora bien, si les consultamos sobre los tres osos que aparecían encerrados en una jaula, en una de las escenas, probablemente no se habrán dado cuenta que uno de ellos aparece muerto en otra parte de la película. Pues, así es “amigos”, la historia de Ricitos de Oro y los tres osos tiene un final mucho más “dark”, o por lo menos en ‘Shrek’.

Más allá de ‘Ricitos de Oro’

Si se nos permite viajar por sus recuerdos, les detallamos: en la escena que estamos queriendo debatir con ustedes aparece Burro mientras está a punto de ser vendido a los caballeros de Farquaad, a su alrededor está otra jaula, donde se pueden ver tres osos.

Automáticamente uno asocia a los tres ojos como Papá Oso, Mamá Oso y Bebé Oso, del popular cuento para niños de Ricitos de Oro. Ahora, cuando más adelante Shrek está con todos los personajes en su pantana, cámara vuelve a mostrar a los osos, no obstante, solo había dos y el más pequeño estaba llorando. ¿Ya ven a donde vamos con esto?

Para los que aún no han hecho clic en su cabeza, seguimos. En una de las escenas en la habitación de Lord Farquaad podemos ver una alfombra de piel de oso, este oso con el mismo lazo rosado con el que previamente habíamos visto a Mamá Oso en la jaula. ¿Ya les cayó el balde?

Javier Sánchez on Twitter: "13º- En Shrek (2001), podemos ver a la familia  de los 3 osos de el cuento de "Los 3 Ositos" a punto de ser vendidos junto  con Asno.

Tal como era típico de ‘Shrek’, los pequeños detalles comunicaban más de lo que la misma película lo hacía. Claro, la cinta es bueno y contó con muchísimo reconocimiento, pero, el secreto por el que los adultos la siguen viendo cada que aparece en el televisor es por su sentido del humor y su crudeza al momento de contar las cosas.

O, ¿acaso todos pensaron que la Hada Madrina terminaría siendo una mamá loca y malvada que haría todo por su hijito? 

Así como el guiño a la muerte no contada de la Mamá Oso, las cuatro cintas de ‘Shrek’ están repletas de huevos de Pascua para burlarse de otras historias clásicas y trilladas que los niños creen pero que los adultos aborrecemos.

Escribir un comentario