En un hecho sin precedente, Facebook ha anunciado que ya no eliminará publicaciones conspirativas sobre el origen de la COVID-19. Específicamente, aquellas que afirman que el coronavirus se diseñó en un laboratorio. A raíz de la decisión, muchos nos preguntamos, ¿por qué la compañía tomaría tal decisión?

Desde el inicio de la pandemia, suena con fuerza la teoría de que el SARS-CoV-2 ha sido producto de un experimento científico elaborado en China. De hecho, hasta hace poco, esa creencia había sido discriminada y etiquetada como fake news en muchas plataformas sociales.

Joe Biden exige a funcionarios de inteligencia de Estados Unidos que investiguen a profundidad el origen del COVID-19

Ilustración del mundo infectado por COVID-19

El anuncio de Facebook llega después de que el presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, exigiera a su equipo de inteligencia que investigara a fondo el origen del COVID-19. Eso incluye la posibilidad de que las averiguaciones conduzcan a un laboratorio chino.

De esa forma, Biden se une a la presión internacional que insta a China a ser más abierta sobre este tema y ayudar a aclarar el origen de este terrible virus que cobrado la vida de millones de personas.

¿Cómo afectará la medida de Facebook a sus plataformas?

Es evidente que la decisión de Facebook ha sido difícil, pues, a lo largo de la pandemia ha puesto mucho empeño en evitar que sus usuarios caigan en cadenas de desinformación sobre el COVID-19. Incluso, hace poco lanzó una medida para acabar con los usuarios que compartan con frecuencia contenido engañoso o falso. Al respecto, el vicepresidente de integridad de Facebook, Guy Rosen, comenta:

“Seguimos trabajando con expertos en salud para mantenernos al día con la naturaleza cambiante de la pandemia y actualizar nuestras políticas a medida que surgen nuevos hechos y tendencias”.

Si bien la compañía ratifica su compromiso con los usuarios, ¿cómo afecta la decisión a sus plataformas? Esto podría provocar que sus redes sociales se conviertan en un espacio donde prolifere información sobre el tema y genere mayor confusión entre los usuarios. En ese sentido, Lisa Fazio, profesora de psicología de la Universidad Vanderbilt, expresa que:

“… Es una razón por la que la moderación de contenido no debería ser estática; el consenso científico cambia con el tiempo. Es además un recordatorio de la necesidad de ser humildes y de que, para algunas preguntas, la mejor respuesta actual es ‘aún no sabemos’ o ‘es posible, pero los expertos dicen que es improbable’”.

Con todo esto, solo nos queda la duda de saber, ¿cómo racionarán los usuarios de Facebook?

Escribir un comentario