El mundo espera con ansias la llegada de este 26 de mayo: un evento poco común tomará lugar en los cielos, la superposición de una superluna con también un eclipse de luna roja.

Ambos fenómenos lunares suelen ser perseguidos por los aficionados a la astronomía y también esperados personas que disfrutan de admirar el cielo nocturno. Por esto, ahora la posibilidad de observarlos en simultáneo tiene los ánimos a millón.

Pero, ¿por qué este par de eventos lunares se han sincronizado? Para poder comprender esto, es necesario saber lo que cada uno de ellos es y cómo se manifiestan. Por esto, se puede contar con palabras como las escritas por Shannon Schmoll para The Conversation. Acá te contamos un resumen de lo más resaltante explicado por la directora del Planetario Abram de la Universidad Estatal de Michigan.

Sobre la superluna y los eclipses de luna roja

Eclipse de luna roja.
Crédito: Bernd Thaller.

Para explicar ambos fenómenos, es necesario ir por partes. En primer lugar, debemos aclarar que las superlunas son simplemente eventos en los que, por su cercanía a la Tierra, nuestra Luna puede llegar a verse ligeramente más grande y brillante.

Este acercamiento se debe a que la órbita de la Luna alrededor del planeta no el totalmente circular, sino ovalada y, como consecuencia, tiene áreas en las que se acerca más a la Tierra. Su punto más cercano, llamado perigeo, se encuentra 28 mil millas más cerca que su área más lejana y, para este 26 de mayo, la Luna se ha ubicado exactamente en este espacio.

Una vez claro lo anterior, podemos pasar a los eclipses de luna roja, de forma similar que con las superlunas, este tipo de eventos se dan por la irregularidad de la órbita de la Luna. En este caso, debido a que se encuentra inclinada 5 grados. Como consecuencia, a veces puede estar un poco más arriba o abajo de la sombra que proyecta la Tierra cuando intercepta los rayos solares.

Fases del eclipse de luna roja.
Vía Wikimedia Commons.

Sin embargo, en ocasiones, la órbita puede alinearse con la Tierra y el Sol. En estos casos, si además la Luna está perfectamente opuesta al brillante astro –es decir, en su fase de luna llena– entonces se producirá un eclipse debido a la sombra proyectada por el planeta.

No obstante, esto no implica que la Luna desaparezca. De hecho, en general la deflexión de los rayos solares que hace la Tierra termina filtrando algunos de estos –específicamente los que contienen la longitud de onda azul– lo que ocasiona que, desde acá, veamos a nuestro satélite natural teñido de rojo.

¿Y por qué ocurren en paralelo?

Aunque definitivamente no es un acontecimiento común, tampoco es un elemento inimaginable. En realidad, se trata de un caso de perfecta sincronización. Por un lado, la órbita de la Luna la ha colocado en el ya mencionado perigeo, lo más cerca posible de la Tierra.

Por el otro, también la variación en inclinación de su órbita se ha alineado como siempre por un momento con el Sol y la Tierra –permitiendo que la última genere sombra sobre la Luna–. Lo que a su vez da las condiciones para que esta se tiña de rojo al ser “tapada” por nuestro planeta.

Ahora, este par de fenómenos son tan naturales como periódicos. Por lo que, en este caso, lo que ha hecho resaltar a la superluna y al eclipse de luna roja es que ocurrirán en simultáneo.

Nuevamente, esto es simplemente una sincronización perfecta de dos ciclos en continuo movimiento. Por sí solos ya son una visión que vale la pena esperar, pero juntos ofrecerán una perspectiva única y, aunque natural, también bastante rara.

Referencia:

Supermoon! Red blood lunar eclipse! It’s all happening at once, but what does that mean? https://theconversation.com/supermoon-red-blood-lunar-eclipse-its-all-happening-at-once-but-what-does-that-mean-161262

Lea también:

Superluna de mayo será la más grande del año y ocurrirá durante un eclipse total

Escribir un comentario