Parte superior de una ballena azul sobresaliendo del agua.
Avistamiento de una ballena azul. Crédito: David Slater/Flickr.

El cadáver de una ballena azul apareció “flotando boca abajo” en una playa de Namibia este martes conmocionando a los proteccionistas y recordando los peligros de la actividad humana en los océanos.

Según el reporte de la agencias de noticias AFP, el cadáver exhibía lesiones que sugerían un impacto fuerte contra un barco cerca de la bahía, lo cual figura como causa potencial de muerte.

Lesiones del cadáver de la ballena azul asociadas con el choque contra un barco

“El balance de la evidencia en este momento sugiere fuertemente que fue golpeado por un barco muy cerca de la bahía”, dijo a la AFP el conservacionista Simon Elwen. Según su reporte, el cadáver de la ballena azul tenía una aleta pectoral rota, y observando sus lesiones sugirió que el animal pudo haber chocado con un barco mientras nadaba en las aguas cercanas.

El observador de ballenas destacó que el cuerpo aún estaba relativamente fresco, por lo que añadió que era probable que el accidente ocurriera cerca de la orilla. Sin embargo, las investigaciones están en proceso y las muestras recolectadas pronto proporcionarán más información sobre la causa de su muerte.

El animal más grande del mundo en peligro de extinción

La ballena azul (Balaenoptera musculus Intermedia) es el animal más grande del mundo, pero su imponente tamaño no ha sido suficiente para escapar de los estragos que causa la humanidad en los océanos. Durante décadas, fueron el objeto de los pescadores dedicados a la caza de ballenas, una actividad que prácticamente las desapareció.

A pesar de ello, la especie, catalogada “en peligro de extinción” por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, ha empezado a repoblar lentamente los océanos al sur de África.

Sin embargo, los observadores afirman que los avistamientos de ballenas azules son raros pues el número de individuos sigue siendo muy bajo, y estas tampoco suelen acercarse demasiado a las costas, por lo que el hallazgo de este cadáver en particular ha resultado lamentable.

Aumento del número de ballenas azules y del tráfico del transporte marino

Ahora bien, la presencia del transporte marítimo y el aumento del tráfico suelen ocasionar este tipo de accidentes. De hecho, no es raro que otros mamíferos marinos experimenten situaciones similares al ser alcanzados por los barcos. Sin embargo, este hecho destaca por ser el primero registrado en la región, y algunos lo interpretan como una clara evidencia del aumento tanto del tráfico como del número de cetáceos.

Actualmente, solo quedan entre 10,000 y 25,000 ballenas azules en nuestro planeta, según los datos suministrados por el Fondo Mundial para la Naturaleza. Y aunque la hipótesis planteada sea acertada, la realidad es que la especie todavía está amenazada por la modificación y consecuente pérdida de su hábitat y la contaminación.

Referencia:

Rare blue whale washes up on Namibia beach. https://www.france24.com/en/live-news/20210427-rare-blue-whale-washes-up-on-namibia-beach

Lea también:

Ballenas azules cambian el horario de su canto para migrar