Mujer sosteniendo un frasco pequeño que podría contener gotas para los ojos.

A todos nos ha pasado en algún momento que confundimos un producto con otro, como la vainilla con la salsa de soya, o la sal con el azúcar. Somos humanos; definitivamente nos equivocamos, y por suerte, muchos de nuestros desastres tienen solución. Pero, ¿qué podríamos hacer si nuestros ojos quedaran pegados tras confundir colirio con pegamento para uñas?

Fue precisamente este el caso de una mujer en Michigan, según un informe publicado por la agencia local de noticias WXYZ en Detroit. Y aunque el caso tuvo un final relativamente feliz, – si a eso se le puede llamar terminar sin pestañas – , nos recuerda la importancia de ser más cuidadosos con lo que nos aplicamos.

Pegamento para uñas en lugar de gotas para los ojos

Yacedrah Williams dijo que se había quedado dormida con los lentes de contacto puestos, pero alrededor de la 1 am se despertó y tomó la prudente decisión de retirárselos. Como es común en estos casos, sintió algo de sequedad en sus ojos, por lo que decidió aplicarse primero un poco de colirio para retirarse el lente con mayor comodidad.

Entonces, en plena madrugada, buscó en su bolso, donde guardaba una pequeña botella con gotas para los ojos y casualmente también una que contenía pegamento para uñas. Aunque suene un poco inusual, muchas mujeres suelen tener este tipo de sustancias para reparar rápidamente una uña ruta estando fuera de casa.

Mujer pelirroja colocándose un lente de contacto en su ojo.

El problema fue que, en lugar de tomar el colirio, tomó el pegamento y se lo aplicó en uno de sus ojos, cerrándolo de manera prácticamente instantánea. La mujer se dio cuenta de su error casi de inmediato.

“Yo estaba como, ‘Oh, Dios mío’. Me cayó en el ojo y traté de limpiarlo. Me selló el ojo “, explicó Williams al relatar su experiencia. “Empecé a echarle agua fría, y estaba tratando de abrir los ojos, pero no pude”.

Abundante agua para limpiar los ojos

Afortunadamente, la rápida decisión de la mujer fue la más acertada. El Dr. George Williams, oftalmólogo de Beaumont Health en Royal Oak, Michigan, dijo que, en líneas generales, cuando algo extraño entra en nuestros ojos, lo mejor es enjuagarlo, tal y como indican muchos productos en sus etiquetas.

“Si alguna vez le entra algo en el ojo, lo primero que debe hacer es intentar enjuagarlo”, dijo. Esto se puede hacer bien colocando la cabeza debajo de un grifo, o también vertiendo una botellas de agua sobre el ojo. “Harás un desastre, pero puedes salvar tu visión”. Luego de ello, ve al médico.

Williams fue al hospital y los médicos lograron retirarle el lente de contacto prácticamente sin dejar ninguna secuela a largo plazo. Para ello, voltearon la parte superior del párpado y tiraron de él para retirar el material.

En el proceso, perdió las pestañas del ojo en que se echó el pegamento. “Dijeron que el contacto me salvó la vista”, dijo. Lo curioso es que el de Williams no es el único caso de este tipo. Al parecer, varias personas se han aplicado pegamento para uñas accidentalmente en los ojos, así que ten cuidado la próxima vez que necesites colirio.

Referencia:

Dangerous mishap when woman glues an eye shut with what she thought were eye drops. https://www.wxyz.com/news/dangerous-mishap-when-woman-glues-an-eye-shut-with-what-she-thought-were-eye-drops

Lea también:

Un adolescente se tragó un alfiler que terminó punzando su corazón