Botellas con la vacuna de astrazeneca e inyectadora.
Crédito: Joel Saget/AFP.

La vacuna de AstraZeneca ahora se encuentra bajo la mira del Reino Unido y el resto del mundo por su aparente relación con los casos de trombosis que se han presentado entre algunos pacientes. Recientemente, un experto de la EMA (European Medical Agency) adelantó que la organización en efecto había encontrado una conexión preocupante entre ambos elementos.

Ahora, gracias a los recientes reportes, sabemos también que estos peligrosos casos de coagulación de la sangre siguen aumentanto en Reino Unido. De hecho, para este mometo, la AFP en español ha confirmado el registro de 79 cuadros de trombosis en ciudadanos bretones, y el fallecimiento de otros 19 a causa de esta condición.

¿Solo Reino Unido se ha visto afectado por los casos de trombosis tras recibir la vacuna AstraZeneca?

No. Recientemente en TekCrispy cubrimos otro reporte de España en el que se mencionaba la aparición de dos episodios de trombosis y una muerte causada por la condición. En todos los casos, los individuos se habían considerados “sanos” pero comenzaron a presentar problemas de coagulación poco después de recibir las vacunas de AstraZeneca.

Asimismo, como reporta APNews, estos eventos también se han presentado de forma reducida en varios de los 100 países a los que la vacuna de AstraZeneca ya ha llegado. Como una precaución, algunas naciones principalmente europeas han suspendido o restringido su uso hasta tener más claridad sobre los efectos de esta dosis sobre los pacientes.

El Reino Unido, a pesar de estos reportes de trombosis, hasta ahora no ha suspendido ni regulado adicionalmente el uso de la vacuna de AstraZeneca. Debido a esto, es entendible que se encuentre como la nación con más reportes de casos relacionados con esta condición de coagulación de la sangre.

¿La vacuna de AstraZeneca es segura o no?

A pesar de los reportes, la EMA no ha declarado nada oficialmente sobre los casos de trombosis en el Reino Unido y la vacuna AstraZeneca. Por ahora, el director ejecutivo, Emer Cooke, se ha limitado a hacer un llamado a la colaboración y la precaución.

“Es importante que tanto las personas vacunadas como los profesionales de la salud conozcan los signos y síntomas de estos trastornos inusuales de la coagulación de la sangre, para que puedan detectarse rápidamente y minimizar los posibles riesgos.

Continuaremos monitoreando la evidencia científica disponible sobre la efectividad y la seguridad de todas las vacunas COVID-19 autorizadas, y emitiremos más recomendaciones si es necesario sobre la base de la ciencia y la evidencia sólida.

Este caso demuestra claramente uno de los desafíos que plantean las campañas de vacunación a gran escala”, dijo Cooke, según reportó The Guardian.

¿Qué hará el Reino Unido para hacer frente a la situación con la vacuna AstraZeneca?

Es indudable ya que los reportes de trombosis en Reino Unido están ligados con las vacunas de AstraZeneca. Pero aún ninguna organización ha presentado una declaración oficial al respecto. Esto no solo incluye a la Agencia Reguladora de Medicamentos y Productos Sanitarios (MHRA) del Reino Unido.

Ahora, se ha reconocido el riesgo que representa la vacuna principalmente para los menores de 30 años, pero aún no se la ha regulado. De hecho, la MHRA ha estipulado que aún los beneficios generales de la vacunación superan los riesgos puntuales que ha presentado en algunos casos.

Según recopiló The Guardian, esta posición la explicó con más detalle el Dr. June Raine, director ejecutivo de la MHRA al declarar:

“La evidencia se está consolidando y nuestra revisión ha concluido que, si bien es una gran posibilidad [que la vacuna de AstraZeneca esté impulsando los casos de trombosis], se necesita más trabajo para establecer más allá de toda duda que la vacuna ha causado estos efectos secundarios.

Según la evidencia actual, los beneficios de la vacuna AstraZeneca contra el COVID-19 y sus riesgos asociados (hospitalización y muerte) continúan superando los riesgos para la gran mayoría de las personas.

Nuestra revisión ha reforzado que el riesgo de este raro efecto secundario sospechado sigue siendo extremadamente pequeño”.

Lea también:

EMA podría confirmar relación entre la vacuna de AstraZeneca y casos de trombosis