Estatua de una niña erigida en honor a las mujeres víctimas de esclavitud sexual en Japón durante la Segunda Guerra Mundial.
Estatua en metal de una niña colocada por activistas surcoreanos frente a la embajada de Japón, en Seúl, en representación de las víctimas de esclavitud sexual durante la Segunda Guerra Mundial. Crédito: AFP.

Una nueva polémica se ha desatado en nuestra historia. Académicos han rechazado la afirmación de un profesor de Harvard que asegura que Japón no sometió a mujeres surcoreanas a la esclavitud sexual durante la Segunda Guerra Mundial.

Mark Ramseyer, quien vivió y estudio en Japón hasta su adolescencia, actualmente es un catedrático de Estudios Jurídicos Japoneses en la Universidad de Harvard. Durante años, ha dado clases y trabajado con diferentes publicaciones jurídicas. Sin embargo, en este 2021 se ha hecho notorio por sus afirmaciones sobre los sucesos de la Guerra del Pacífico que se desató entre 1932 y 1945.

‘Contratación por sexo en la Guerra del Pacífico’

Este es el título con el cual Ramseyer presentó al mundo su narrativa sobre los eventos ocurridos durante la época de la Segunda Guerra Mundial. Según lo escrito en su trabajo publicado digitalmente en International Review of Law and Economics, no hubo esclavitud sexual entre las mujeres enviadas con los soldados de Japón durante la Guerra.

En el artículo, el relato de Ramseyer hace referencia a que las mujeres fueron trabajadoras sexuales voluntarias durante la guerra. Para respaldar su afirmación, el profesor hace referencia a una serie de contratos que presuntamente se firmaron entre los treinta y los cuarenta.

En ellos, se establecía un acuerdo entre los propietarios de los burdeles y las mujeres que trabajaban en ellos. Dentro de dicho trato, se encontraba estipulado un pago por adelantado y un tiempo específico para devolver la especie de “préstamo” con sus servicios.

Sin embargo, dichos contratos no han sido mencionados por nadie además del profesor de Harvard. Y, de hecho, según parece, no han sido vistos tampoco por ningún otro historiador.

Debido a esto, la revista científica ya ha emitido su preocupación con respecto al contenido del artículo. Como consecuencia, en estos mismos momentos está siendo examinado para determinar si debería o no seguir publicado.

Ramseyer califica como “falsa” la historia sobre las mujeres obligadas a la esclavitud sexual por Japón

Como si fuera poco, el artículo de la revista digital no es la única manifestación polémica que ha hecho Ramseyer. Hasta el momento, se han contabilizado al menos 200 mil mujeres, principalmente surcoreanas y chinas, que sufrieron por la esclavitud sexual promocionada por el ejército de Japón.

Para Ramseyer, estas cifras son falsas. Tal como lo reportó The Guardian, el profesor expresó esta opinión a través de un medio de extremista de Japón. En él, declaró que:

“Expresar simpatía por las mujeres mayores que han tenido una vida difícil está bien. Pagar dinero a un aliado para reconstruir una relación estable está bien. Pero las afirmaciones sobre las mujeres de solaz coreanas esclavizadas son históricamente falsas”.

¿Y las evidencias?

Otros historiadores de Harvard como Andrew Gordon y Carter Eckert han tomado el asunto en sus propias manos, pero no han encontrado evidencias que respalden a Ramseyer. De allí que incluso hayan pedido formalmente que su artículo se retracte.

Hasta el momento, no ha sido posible ubicar ni el primer contrato que compruebe lo dicho por Ramseyer. Por lo que, no existen evidencias que contradigan los hechos ya conocidos sobre cómo Japón fomentó la esclavitud sexual llevando mujeres al campo de batalla para los soldados.

“No vemos cómo Ramseyer puede hacer afirmaciones creíbles, con una redacción extremadamente enfática, sobre los contratos que no ha leído”, comentaron Gordon y Eckert en un comunicado, según relató The Guardian.

Disputa histórica: Ramseyer niega la esclavitud sexual propiciada por Japón durante la guerra y los historiadores responden con fuerza

Siguiendo los pasos de Gordon y Eckert ya cientos de académicos han reaccionado al artículo de Ramseyer. Dentro de sus reacciones, se habla tanto de indignación ante lo planteado por el profesor, como ante el gobierno de Japón por apoyar estos intentos de reescribir la historia para ocultar sus acciones pasadas.

Incluso medios como DPRK Today, de la evasiva Corea del Norte, han calificado a Ramseyer como un “pseudo erudito” y un “repulsivo captador de dinero”. Con afirmaciones menos personales, y más dirigidas al contexto histórico, el departamento de defensa estadounidense también ha opinado:

“Como Estados Unidos ha declarado muchas veces, el tráfico de mujeres con fines sexuales por parte del ejército japonés durante la Segunda Guerra Mundial fue una violación atroz de los derechos humanos”.

Esto según lo que un portavoz comentó a la agencia de noticias surcoreana, Yonhap.

El conflicto se saldrá de las fronteras de las dos naciones

La situación entre Japón y Corea del Sur debido a la situación de esclavitud sexual a la que las mujeres fueron sometidas más de 60 años atrás sigue siendo una herida abierta. En variadas ocasiones se han intentado hacer acuerdos, pero Japón se ha negado en todas las oportunidades el hacer un reconocimiento a las ahora 19 sobrevivientes identificadas y el ofrecerles una disculpa oficial. Debido a esto, muchos acuerdos han terminado por caerse.

Este 2021, los tribunales surcoreanos tuvieron otro fallo a favor de las víctimas. En este, se estipulaba que el gobierno de Japón no solo debía disculparse, sino ofrecer una remuneración económica a las sobrevivientes.

Hasta el momento, Japón solo ha ignorado el veredicto clamando que las naciones tienen soberanía propia y no tienen que someterse a las legislaciones de otros países. Como respuesta, se ha planteado la posibilidad de llevar finalmente el caso a la corte internacional de justicia.

Lea también:

Sufrir un trauma infantil hace que las mujeres se conviertan en madres más rápido