En nuestro mundo globalizado y reinado por la tecnología hemos logrado interconectarnos como nunca antes. Gracias a esto, se ha vuelto cotidiano enterarnos hasta de lo que ocurre al otro lado del planeta. Sin embargo, casi pareciera que ahora nos sentimos más solos. Esta situación ha creado la necesidad de un Ministerio de la Soledad y, para que lo conozcas mejor, acá te contaremos exactamente qué es y por qué parecemos necesitarlo.

A pesar de la hiperconectividad de la que gozamos en la actualidad, las personas han empezado a reportar que cada vez se sienten más solas. Ahora, situaciones como el aislamiento obligatorio de la pandemia nos han hecho abrir los ojos y ver con más detalle este problema. Pero, esta no es una situación nueva, de hecho, se ha gestado por décadas.

Ahora, junto con esta sensación de soledad, vienen otros problemas como el aumento de condiciones mentales relacionadas con la depresión, la ansiedad y afines. Asimismo, se crean problemas sociales con poblaciones vulnerables que simplemente no tienen a quien acudir cuando requieren ayuda.

Tomando en cuenta esto, es claro que, para poder entender lo que realmente es y qué hace un Ministerio de la Soledad, es imperante entender la profundidad del impacto que esta condición puede tener en las sociedades.

La soledad: una de las peores pandemias de la modernidad

Los problemas relacionados con la soledad no se comenzaron a manifestar desde el inicio de la pandemia. En realidad, estos han estado allí por años y, poco a poco, se han vuelto más graves por la poca atención que hemos prestado a la situación.

Casos como la necesidad de un Ministerio de la Soledad hacen notorio el gran impacto que esta ha tenido en nuestra sociedad. Uno que, cabe destacar, no afecta solo el terreno de lo mental. De hecho, la salud física de las personas también se pone en riesgo debido a esta.

Como un ejemplo de esto podemos mencionar a un estudio referido por la BBC que se realizó durante el 2017. En este, se comprobó que los sentimientos sostenidos de soledad podían ser tan perjudiciales para el organismo como el fumar 15 cigarrillos al día.

Imagen de par de personas mayores sentadas en un par de bancas en un parque, muy separadas unas de otras.
Crédito: Nikkei Asia.

Ahora, es innegable que la situación de pandemia nos ha hecho dar una mirada más detallada a estos problemas, ya que con su llegada los exacerbó. De allí que los trastornos psiquiátricos asociados en la sociedad se hayan hecho más abundantes durante el 2020 y que la propia Organización Mundial de la Salud ya haya manifestado su preocupación por los efectos psicológicos que dejará atrás la pandemia.

¿Qué es exactamente el Ministerio de la Soledad?

Tomando en cuenta todas complicaciones y efectos que puede tener la soledad en el mundo, no es extraño que entonces debamos diseñar mecanismos específicos para estudiarla, entenderla y enfrentarla. De allí que algunos gobiernos hayan tomado la decisión de crear una figura dedicada específicamente a esta tarea.

Para entender qué es el Ministerio de la Soledad de países como Inglaterra o Japón, solo tenemos que ver las situaciones de este par de sociedades. En ambos casos, a pesar de ser países prósperos y desarrollados, se enfrentan a situaciones internas complejas como el aumento de personas mayores que están solas y sin redes de apoyo.

Asimismo, los adolescentes y adultos jóvenes, ocultos detrás de la tecnología, cada vez se aíslan más del mundo. Un hecho que en Japón ya es incluso un fenómeno cultural al que se conoce como hikikomori.

Con esto en mente, un Ministerio de la Soledad deberá actuar primeramente como un especio oficial capaz de recolectar, medir y cuantificar los niveles de soledad en su país. Ya que solo con ese conocimiento será posible tomar acciones en consecuencia.

Sumado a esto, un ministerio como este también deberá atender especialmente a los individuos de más riesgo –personas mayores, con discapacidades, con trastornos mentales o marginados sociales, entre otros– para poder ofrecer ayuda en el momento oportuno.

Los ministerios de la soledad ya son una realidad

Ahora que tenemos claro qué es el Ministerio de la Soledad y lo que se espera de él en teoría, podemos pasar a ver qué ha hecho en la práctica. En estos momentos, algunas naciones como Inglaterra, Japón, Australia, España, Alemania y Canadá han considerado la posibilidad de instaurarlo. Sin embargo, casi ninguna ha tomado medidas concretas para hacerlo una realidad.

El trío de naciones que estarían más cerca de esta idea serían Alemania, Francia y Canadá. La primera ha planteado, desde el 2019, la creación de un Comisionado Oficial para la Soledad. La segunda cuenta en su territorio con el “Proyecto Monalisa”, también desde el 2019.

Finalmente, la tercera aborda el problema de la soledad a través de su ministra de Personas Mayores, Filomena Tassi. Pero, hasta el momento, solo dos países realmente han oficializado al Ministerio de la Soledad como parte de su estructura de gobierno.

El primero en incursionar en esta área fue el Reino Unido, cuyas tasas de soledad en la vejez lo llevaron a crear este ministerio en el 2018. Siguiendo sus pasos, este 2021 Japón también se ha visto en la necesidad de crear uno propio. Todo debido a la sumatoria de la crisis causada por la pandemia junto a los problemas internos relacionados con la soledad y el suicidio que han aquejado al país por años.

Un vistazo en detalle: el caso de Reino Unido, pionero en el área

Para poder comprender la labor de estas instituciones, podemos también verlo desde su origen práctico. En el 2018, la entonces primera ministra británica, Theresa May, oficializó la creación del Ministerio de la Soledad en el Reino Unido.

Esta acción vino en seguimiento a la “Comisión de la Soledad” que había creado la parlamentaria laborista Jo Cox, quien fue asesinada en el 2017. En su momento, la comisión fue una respuesta a los más de 9 millones de habitantes bretones que se enfrentaban a la soledad en el país.

Con el paso del tiempo, esta cifra no mejoró y, por esto, fue necesario llevar a la comisión a un nuevo nivel y transformarla en un ministerio. Acá, se nombró a la secretaria de Deporte y Sociedad Civil, Tracey Crouch para llevar el título de “ministra de la soledad”.

Tracey Crouch, represenante británica del ministerio de la soledad.
Tracey Crouch, ministra de la soledad. Vía Wikimedia Commons.

Desde su creación, el ministerio ha probado diferentes alternativas para ayudar a su población. Pero, en general, se ha enfocado en aprovechar el lado bueno de la tecnología para conectar con los individuos en riesgo –que van desde adultos mayores hasta miembros de la comunidad LGBTQ+ que se sienten aislados–.

Caso Japón: se une a la lista un nuevo Ministerio de la Soledad

Este 2021, Japón tuvo que dar la noticia de que también requeriría un Ministerio de la Soledad, para lidiar con la crisis interna de su país. Tan solo en el 2020, se registraron 20.919 suicidios entre su población.

Según las autoridades niponas, este es el primer gran aumento de este conteo en 11 años y se ha debido al aislamiento de la pandemia. Sin embargo, esto está lejos de ser toda la historia, en números claros, el incremento fue de 750 personas. Con esto en mente, podemos ver entonces que en el 2019 otras más de 20 mil personas se quitaron la vida en Japón.

En cuando a porcentajes, en general todos aumentaron. El suicidio femenino creció en el 15%, mientras que el de niños o adolescentes en edad escolar aumentó en un 30%. Solo el de los hombres adultos disminuyó levemente, pero no lo suficiente como para disminuir la tendencia ascendente del conteo.

Esto deja al descubierto un problema de salud mental serio en la sociedad japonesa que se ha ido incrementando con el paso de los años. Ahora, la situación de pandemia parece haber sido la gota que derramó el vaso y que ha llevado al gobierno a tomar acciones más contundentes.

Tetsushi Sakamoto, representante del ministerio de la soledad den Japón.
Tetsushi Sakamoto, ministro de la Soledad. Crédito: Uichiro Kasai/Nikkei Asia.

Ahora, frente al cargo de “ministro de la soledad” se ha colocado a Tetsushi Sakamoto, designado por el propio primer ministro Yoshihide Suga. Su labor principal será abordar esta tendencia ascendente en las tasa de suicidios del país. Pero, también deberá poner su atención en otros temas como la revertir la caída en la tasa de natalidad y dar más vida a las economías regionales.

¿Por qué los países necesitan un Ministerio de la Soledad?

Como podemos ver, en la actualidad, si queremos cuidar realmente de la salud de la población del mundo, es necesario que contemos con instituciones como el Ministerio de la Soledad. Aunque su concepto puede ser difícil de comprender en un primer momento, si realizan bien su trabajo, su existencia podría ayudar finalmente a liberar a la humanidad de la pandemia que la ha atacado por años sin que ella lo note: la soledad.

En conclusión…

Como vemos en la lista de naciones que ya tienen un ministerio de este tipo, o que van en camino a ello, la mayoría podrían clasificarse como países desarrollados. De allí podemos ver también entonces que esta pandemia no tiene que ver con los elementos externos del país, sino de qué tan saludable sea el psique de la sociedad que lo habita.

En momentos como este, cuando la pandemia del coronavirus nos ha obligado a separarnos, la tecnología nos ha ayudado mantenernos unidos a pesar de todo. Sin embargo, antes de que se diera esta situación, muchas veces se la ha usado como un elemento alienante que deja a las personas sin redes de apoyo –que son vitales en momentos de crisis como estos–.

Es claro que la delicada situación en la que nos encontramos ahora no se construyó de la noche a la mañana. De hecho, los problemas de depresión y suicidio que se han exacerbado en la pandemia, ya estaban ahí desde antes. Sin embargo, ahora que se han hecho más fuertes, necesitamos esfuerzos más intensos para poder frenarlos.

Claramente, ya nos encontramos en un punto en el debemos empezar a buscar soluciones para la situación que no supimos prevenir. Es aquí donde un Ministerio de la Soledad bien llevado podría hacer la diferencia.

Ahora, cabe plantearnos que, en una realidad diferente, tal vez podríamos haber evitado el nacimiento de estos ministerios si le hubiéramos dado el valor que se merecía al cuidado de la salud mental de nuestras sociedades.

Lea también:

Soledad durante la juventud podría deteriorar la salud mental a largo plazo

Escribir un comentario