Pareja recién casada en automóvil mientras se toman de la mano.
Crédito: Patina Photography.

La crisis que ha traído el coronavirus tomó al mundo por sorpresa a inicios del 2020. Ahora, un año más tarde, aún tratamos de descubrir el modo de superar la situación y de encontrar algún tipo de “normalidad” en el ínterin. De allí que muchos nos preguntemos si este San Valentín sería adecuado o no celebrar, a pesar de la pandemia.

Para darnos una respuesta, la ciencia ha dado un vistazo a lo que han sido nuestras relaciones sociales durante el 2020 y cómo esto nos ha ayudado a afrontar la situación de crisis.

Investigaciones anteriores han revelado cambios en el comportamiento sexual de las personas e incluso han reportado mayores presiones en las relaciones. Sin embargo, los datos preliminares recolectado por el equipo Justin García del Instituto Kinsey y de la Universidad de Indiana, nos muestran otra perspectiva de la situación.

La pandemia ha fortalecido los lazos de las parejas casadas

Dentro de los resultados reportados, un primer detalle que identificaron es que las parejas casadas se sintieron más unidas a causa de la pandemia. De hecho, un 74% de ellas reportó que consideraban que la situación de crisis había fortalecido su matrimonio.

Igualmente, con números incluso superiores, el 84% de los participantes dijo que se sentía más comprometido con su pareja. En otras palabras, las presiones de la crisis, en lugar de romper lazos, parecen haber ayudado a reforzarlos.

Ahora, ¿esto implica que estas parejas deberían celebrar San Valentín a pesar de la pandemia? Al menos indica que podrían. Pero, ¿por qué enfocarse en algo como esto en medio de una situación tan delicada?

La importancia de cultivar relaciones cercanas

En la actualidad, ya sabemos que las relaciones estrechas han sido un punto vital para ayudar a las personas a superar la crisis pandémica. Por este motivo, la posibilidad de celebrar esas relaciones, además del apoyo y afecto que representan, no tendría por qué ser ignorada.

García comenta que, aunque la fecha ha sido tachada en muchas ocasiones de comercial, su esencia (la celebración del amor y el aprecio a aquellos importantes en nuestra vida) sigue siendo una actividad con la que podríamos comprometernos. Ello sobretodo en las situaciones de pandemia actual, cuando justamente las personas más cercanas a nosotros se han convertido en pilares que nos han ayudado a superar los momentos más difíciles.

“Estamos viendo que las relaciones cercanas –desde compañeros maritales hasta buenos amigos– están ayudando a las personas a lidiar con la soledad, la depresión y la satisfacción general con la vida durante la pandemia”, comentó García.

Entonces, con esto presente, la idea de que las parejas puedan celebrar su San Valentín en cuarentena no parece tan descabellada. Esto, claro, siempre y cuando lo hagan con responsabilidad y respetando los límites y preocupaciones de cada uno.

¿Cómo las parejas podrían celebrar San Valentín en la pandemia?

En general, García comenta que esta decisión dependerá de aquello con lo que cada parte de la pareja esté cómoda. En pocas palabras, si salir a algún restaurante puede desencadenar mucha ansiedad, tal vez la mejor idea tener una noche romántica, pero en casa.

Igualmente, en casos como estos los detalles serán los que contarán, un atuendo especial o una cena particular, podrían cambiar el humor de la velada. Sumado a esto, siempre es importante tener presente que la meta es divertirse y pasarla bien, por lo que ambas partes deben estar cómodas y relajarse para poder disfrutar.

Referencia:

COVID-19 Impact on Marital Quality: https://research.impact.iu.edu/our-strengths/coronavirus/marriage-quality.html