La crisis del coronavirus ya lleva más de un año entre nosotros. Con ella se han desatado problemas en todo el mundo que nos han llevado hasta la situación actual. Ahora, dando un vistazo al pasado, los indicios apuntan a que entidades claves como la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el gobierno de China pudieron tener una reacción más rápida a la naciente pandemia.

En la actualidad, tanto la OMS como China se encuentran colaborando para identificar el verdadero origen del SARS-CoV-2, el coronavirus causante del COVID-19. Sin embargo, desde la perspectiva de una entidad adyacente de la OMS, ambas entidades podrían haber accionado mucho más rápido en el verdadero inicio de la crisis.

La reacción de China y la OMS ante la pandemia pudo ser más veloz

En un informe presentado en su página oficial, un panel especializado señaló que tanto China como la OMS debieron tener una reacción mucho más rápida a la pandemia. De hecho, indicaron que la revisión temporal de la cronología del COVID-19 mostró los signos de alarma antes de que alguna de las dos entidades los reconocieran.

Como consecuencia, consideran que, si alguna de estas hubiera tomado los indicios desde el principio, podrían haber actuado más rápido para contener los cruciales estadios iniciales de la pandemia.

El organismo detrás del informe en el que se indicó esto fue el Independent Panel for Pandemic Preparedness and Response. Básicamente, este se trata de un panel de expertos, designado por el propio director de la OMS, para que analicen el escenario pandémico, así como los aciertos y errores que hubo en su manejo.

Las medidas públicas en China pudieron aplicarse más temprano

Uno de los primeros puntos señalados por el panel es que China no se movió lo suficientemente rápido para aplicar fuertes medidas públicas de contención. Los primeros casos se vieron en diciembre del 2019. Pero el gobierno chino esperó casi dos semanas para poner restricciones de salubridad a causa de la enfermedad. De haberse movido más rápido, las cadenas de contagio del COVID-19 hubieran sido menores.

La OMS se tardó en reconocer la emergencia

Por su parte, el segundo punto tomó como protagonista a la OMS. Esta, a pesar de saber de la situación desde la primera semana de enero, esperó hasta la tercera para siquiera empezar a considerar la idea de una “emergencia mundial”. En este caso, si su alarma hubiera sido más temprana, las naciones aledañas podrían haber tomado medidas preventivas mucho antes e, igualmente, posiblemente evitado numerosas cadenas de contagio.

La polémica detrás de la reacción de la OMS y China a la pandemia

Incluso, antes de esta situación otros rumores sobre China ocultando información sobre la pandemia a la OMS también llegaron para hacer al público criticar aún más la reacción de ambas entidades. En este caso, a pesar de que la grabación que originó estos rumores ya no está disponible, aún la idea que sembraron se mantiene viva.

Por su parte, la Independent Panel for Pandemic Preparedness and Response no ha sido la primera en dar a conocer sus críticas a la OMS o a China. Variados gobiernos han expresado su descontando con esta última y para la OMS, el 2020 no solo implicó un año de conflictos con el expresidente Donald Trump, sino también su inesperada separación de Estados Unidos.

Escribir un comentario