En el mundo de los hackers existe un personaje que, si bien tiene una vida lejos de las esferas públicas, creó el documento ético para esta profesión. Su nombre es Loyd Blankenship, mejor conocido como “The Mentor”.

Blankenship nació en 1965 y se ha especializado en la programación desde muy corta edad. En la década de 1970, comenzó a pertenecer a Legion of Doom, un grupo de hackers que era conocido como uno de los más influyentes en la historia de la tecnología. Este se enfrentaba a otro grupo muy conocido llamado Masters of Deception, pues ambos tenían concepciones distintas acerca de la piratería informática.

Loyd Blankenship
Una de las pocas fotografías de Loyd Blankenship.

En esta época, Legion of Doom no causaba ningún daño a los sistemas telefónicos ni redes de computadoras. Sin embargo, sus actos eran considerados ilegales igualmente, pues cualquier manipulación de este estilo era considerada dañina. En este sentido, muchos de los miembros del mismo fueron allanados y procesados a causa de sus actos. Uno de ellos fue Blankenship.

Siguiendo la misma línea que manejaba en Legion of Doom, y luego de salir de la cárcel, The Mentor decidió que escribiría un documento por el cual se deberían regir los hackers de todo el mundo. Lo tituló ‘La Conciencia de un Hacker’, pero el mismo posteriormente fue conocido como el manifiesto hacker.

Este texto fue escrito el 8 de enero de 1986 y fue publicado por primera vez en la ezine Phrack, una revista electrónica escrita por y para hackers. Su popularización hizo que se convirtiera en la piedra angular de la cultura hacker, pues el mismo fue hecho como una guía ética para estas prácticas, la cual establece los límites entre los objetivos egoístas que dañan a otras personas y la búsqueda de nuevos horizontes para lograr la libertad de la información. Este es uno de los extractos del manifiesto:

Ustedes construyeron bombas atómicas,
ustedes hicieron la guerra,
ustedes asesinaron, engañaron y nos mintieron
y trataron de hacernos creer que era por nuestro bien,
ahora nosotros somos los criminales.
Si, soy un criminal. Mi crimen es la curiosidad.
Mi crimen es juzgar a las personas por lo que dicen y piensan, no por lo que aparentan.
Mi crimen es ser más inteligente, algo por lo cual nunca me olvidarás.
Soy un Hacker, este es mi manifiesto.
Tu podrás detener este esfuerzo individual, pero nunca podrás detenernos a todos…
después de todo, todos somos iguales.

El manifiesto causó revuelo en el gremio, pues el mismo fue citado en ‘Hackers’, la película de 1995, también fue reproducido dentro del CD del videojuego ‘Uplink’ y apareció como un póster en el dormitorio de Mark Zuckerberg en la película ‘The social network’ del 2010.

El manifiesto hacker
Arte con el contenido del manifiesto hacker. El mismo fue plasmado en afiches y camisetas luego de su popularización.

Blankenship posteriormente fue contratado por Steve Jackson Games en 1989 y que fue autor del videojuego GURPS Cyberpunk, el cual fue incautado por el Servicio Secreto en una redada en 1990 por considerarlo como “un manual para el crimen computacional”.

No sabemos más acerca de The Mentor desde ese evento. Blankenship se mantuvo bajo perfil a partir de entonces, honrando los principios que plasmó en 1986, tal como lo hace un buen hacker.

Escribir un comentario