Patty Jenkins, directora de Wonder Woman 1984

Durante el 2020 pasaron muchas cosas. Algunas buenas, otras ni tanto. Pero sí hay una noticia que nos da mucho placer escuchar es que informes aseguran que el año pasado aumentó el número de directoras femeninas al frente de las grandes producciones de Hollywood.

De acuerdo al informe anual de Celluloid Ceiling de la Universidad Estatal de San Diego, las mujeres representaron el 16% de los directores que trabajaron en las 100 películas más taquilleras del 2020.

Si bien algunos podrían considerar que el número no es tan impactante, si comparamos ese 16% con el 12% del 2019 y el 4% del 2018, podemos afirmar que el nuevo récord se ve prometedor.

Por su parte, Martha Lauzen, quien es la fundadora del Centro para el Estudio de la Mujer en la Televisión y el Cine la misma universidad aseguró que este aumento sin duda es provechoso.

Según las declaraciones de Lauzen, el reciente aumento de directoras femeninas que dirigen grandes proyectos podría demostrar que el tan pedido equilibrio de género por fin está mejorando.

“Incluso sin el estreno de algunas de las películas de mujeres de gran presupuesto más esperadas de este año, incluidas ‘Eternals’ de Chloé Zhao y ‘Black Widow’ de Cate Shortland, el porcentaje de mujeres que trabajan como directoras aumentó poco a poco en 2020. La buena noticia es que ahora hemos visto dos años consecutivos de crecimiento para las mujeres que dirigen. Esto rompe un patrón histórico reciente en el que las cifras aumentan un año y disminuyen el siguiente. La mala noticia es que el 80% de las películas más importantes todavía no tienen una mujer al frente”.

Sin embargo, el estudio de la Universidad Estatal de San Diego demostró que otros roles fuera de cámara siguen siendo altamente dominados por los hombres, por lo que Lauzen agregó que “el desequilibrio en los roles detrás de escena sigue siendo impresionante”.

Aproximadamente el 70% de las películas emplean a menos de cinco mujeres para puestos clave como directora, escritora, productora ejecutiva, productora, editora o directora de fotografía. No obstante, no podemos ver todo esto como algo netamente negativo.

A pesar de que el calendario de estrenos de 2020 fue duramente reducido por la pandemia del coronavirus, dos mujeres estuvieron al frente de dos de las producciones más esperadas del año: Cathy Yan con ‘Birds of Prey’ y Patty Jenkins para ‘Wonder Woman 1984’, que actualmente se encuentra en HBO Max, cambiando el juego del entretenimiento.

Asimismo, se espera que la Academia reconozca la presencia de las mujeres en el rol de directoras, ya que, la mayoría de las cintas prometedoras para la premiación fueron lideradas por el género femino.