Radiotelescopio esférico de apertura (Fast de China)

El radiotelescopio esférico de apertura (FAST, por sus siglas en inglés) de China, el “Sky Eye”, estará disponible para la comunidad científica mundial a partir del próximo 01 de abril.

El Sky Eye es el radiotelescopio de plato único más grande del mundo (de 500 metros de diámetro). Además de tener la exclusividad de realizar observaciones específicas. Hasta ahora, el FAST de China ha identificado más de 240 púlsares, según los Observatorios Astronómicos Nacionales de la Academia de Ciencias de China.

Púlsares
“Los púlsares son fuentes de ondas de radio que vibran con periodos regulares. Se detectan mediante radiotelescopios”.

Asimismo, este radio telescopio ha ayudado en estudio de las ráfagas rápidas de radio, “detectar púlsares y otros objetivos astronómicos energéticos”. Básicamente, su objetivo es descubrir misterios relacionados con el “origen y la evolución del universo”.

Los científicos extranjeros que deseen usar el Sky Eye deberán enviar sus respectivas solicitudes (en línea) a los Observatorios Astronómicos Nacionales de China. Sin embargo, tendrán que esperar cuatro meses, es decir, hasta el 01 de agosto, para que “el comité científico y el comité de asignación de tiempo de FAST” analicen sus solicitudes.

Científicos extranjeros disfrutarán del 10 por ciento del tiempo de observación

Una vez los comités, anteriormente mencionados, hayan aprobados las solicitudes, los astrónomos internacionales podrán disfrutar de un 10 por ciento del tiempo de observación en el FAST de China, así lo manifestó Jiang Peng, ingeniero jefe y subdirector ejecutivo del Centro de Desarrollo y Operaciones FAST.

Este telescopio comenzó a su funcionar, oficialmente, en enero del 2020. No obstante, operaba desde antes. China inició la construcción del Sky Eye en el 2011, finalizando en 2016. El país asiático invirtió a aproximadamente 184 millones de dólares en este proyecto.

El FAST se ubica en Pingtang, provincia de Guizhou. Alrededor de esta, específicamente en un rango de cinco kilómetros no se permiten móviles ni ordenadores. Esto, con la intención de que los dispositivos electrónicos no causen interferencias en las mediciones.

Tras el colapso del radiotelescopio del Observatorio de Arecibo, Puerto Rico, en noviembre del 2020, Sky Eye se convierte en el único telescopio que los astrónomos “pueden usar para observar ondas cósmicas”. Como ya dijimos, el FAST de China estará disponible a nivel mundial este 01 de abril.