Teléfono con logo de Facebook en la pantalla

Demanda antimonopolio en contra de Facebook podría ocasionar que pierda las firmas de Instagram y WhatsApp. Algo que podría resultar devastador para la empresa de Zuckerberg, pues estas son unas de las plataformas sociales más importantes de la compañía.

Facebook ha sido señalado en reiteradas oportunidades de violar la privacidad de sus usuarios. Incluso que ha hecho de sus plataformas sociales un monstruo. Además de usarlas para dejar sin alternativas a sus usuarios y acabar con la competencia.

Agentes federales de EE.UU presentaron una demanda en contra de Facebook

Organismos federales y estatales de Estados Unidos presentaron formalmente una demanda en contra de Facebook. Los agentes alegan que la empresa ha abusado de su poderío, específicamente en las plataformas de Instagram y Messenger. Incluso, solicitaron que la empresa de Zuckerberg ceda las firmas. Al respecto, el director de la Oficina de Competencia de la FTC Ian Conner expresó:

“Nuestro objetivo es hacer retroceder la conducta anticompetitiva de Facebook y restaurar la competencia para que la innovación y la libre competencia puedan prosperar”.

Asimismo, otro de los procuradores que van en contra de Facebook ha expresado que la compañía se aprovecha de sus usuarios para “ganar miles de millones al convertir los datos personales en una fuente de ingresos”.

Por otro lado, Tiffany Li, profesora de derecho de la Universidad de Boston, comentó que el problema no es que Facebook tengas varias plataformas, sino que el riesgo está en la información personal a la que tiene acceso en cada una de ellas y que en conjunto representan un gran problema.

“Ninguna empresa debería tener tanto poder sin control sobre nuestra información personal y nuestras interacciones sociales”, expresó Li.

¿Qué dice Facebook? Al respecto, la empresa de Zuckerberg no ha dado una declaración “detallada”. Sin embargo, ha hecho hincapié en que la misma FTC fue el órgano que aprobó sus adquisiciones años atrás, como es que ahora pretende renovarlo, “sin tener en cuenta el impacto que ese precedente tendría en la comunidad empresarial más amplia o en la gente que eligen sus productos todos los días”.

Lo que queda claro con esta demanda, es que Facebook al igual que Google se enfrentará a una batalla que podría costarle dos de sus firmas más importante. ¿Las terminará perdiendo?