Hoy día la tecnología nos arropa, con frecuencia vemos como se lanzan al mercado productos que a primera vista no parecen tener un objetivo claro. Es aquí donde ubicamos a los teléfonos inteligentes enrollables, ¿realmente representan un avance tecnológico? En este artículo lo analizaremos.

Pero antes de ello, mencionaremos a los dispositivos plegables. Equipos que bien puedes usar como un smartphone estándar o transformar en una tableta. Su comportamiento es similar a un libro, ya que puedes abrirlo y cerrarlo. ¿Por qué los mencionamos?, porque representan el principio de los teléfonos expandibles.

Aunque esta modalidad parece ser lo último en tecnología, en cuanto a diseño se refiere, la realidad es que no así. ¿Por qué? Porque a este mercado se suma una nueva propuesta mucho más innovadora, dispositivos móviles flexibles.

Teléfonos que se podrán enroscar como una cortina

Teléfono enrollable

Sí, así como lees, teléfonos que se pueden estirar, doblar y hasta enroscar. Imagina que estás en tu oficina y quieres subir las persianas. ¿Qué haces? Tiras de una cuerda y esta se enrolla, ¿cierto? Podríamos decir que así se corta un teléfono enrollable. Un dispositivo que tendrá la capacidad de recogerse y expandirse de acuerdo a nuestras necesidades.

Por ahora, esta propuesta suena un poco descabellada. Sin embargo, se ha especulando mucho sobre compañías que desarrollan modelos con estas características. Entre ellas, LG, TCL, Opp, y hasta el gigante coreano Samsung. Bien dice la expresión popular, “si el rio suena es porque piedras trae”, lo que nos lleva a pensar que es muy probable que esta información sea cierta.

Incluso, recientemente LetsGoDigitial, en alianza con Concept Creator, publicó un render de cómo podría ser el nuevo smartphone enrollable de Samsung. Un novedoso teléfono con capacidad de triplicar el tamaño de su pantalla y convertirse en una tablet. De hecho destacan que este podría expandir su tamaño de 6 pulgadas a 8 pulgadas. Ciertamente, suena fabuloso.

Hasta ahora, la única empresa que ha manifestado estar trabajando en un smartphone enrollable ha sido LG, no obstante, ha manejado la información con pruedencia. ¿Por qué crees que no lo ha lanzado? Es muy probable que sea porque no ha encontrado la forma de resolver el “inconveniente” que presentan otras compañías, lograr una resistencia adecuada y que no se dañen con tanta facilidad.

Ahora bien, más que expandirse, ¿cuál es la verdadera utilidad de estos dispositivos?, ¿se crean para ayudar al público o es un simple capricho?

Exploremos la primera opción. Un móvil creado para ayudarnos, para facilitar nuestra vida. ¿Cómo lo haría? Primero se ve como un teléfono de doble uso, se adaptaría a nuestras necesidades. Si lo queremos usar como smartphone lo hacemos, si por el contrario queremos una pantalla más grande, simplemente los estiramos.

Teléfonos enrollables pensados para profesionales

¿Qué podemos hacer con una pantalla más grande? Muchísimas cosas, desde convertirlo en una tablet para realizar actividades más profesionales como diseñar, trabajar con aplicaciones de ofimáticas que encontramos en la nube, o hasta jugar de forma más cómoda. En pocas palabras, se podría convertir en esa herramienta de trabajo que tanto necesitas.

¿Qué otras ventajas ofrece este dispositivo? Al ser un dispositivo pequeño con capacidad de extenderse, fácilmente podrías llevarlo en el bolsillo. Con base en ello, se podría decir que los teléfonos enrollables representan la próxima generación de dispositivos móviles.

Para que juzgues por tus propios medios, te planteo esta interrogante, ¿qué dispositivo estas usando para leer esta nota? ¿Un smartphone? ¿Te gustaría contar con un dispositivo que se pueda ampliar y permitirte una mejor lectura? Lo más probable es que tu respuesta sea sí.

Si te detienes un momento a analizar, podrás darte cuenta que poco a poco hemos trasladado actividades propias de las computadoras a dispositivos más pequeño, como un teléfono inteligente de pantalla grande o simplemente una tablet. Sin embargo, la portabilidad sigue siendo lo que más buscamos, y es eso lo que hace de estos futuros teléfonos una propuesta bastante atractiva.

Teléfonos enrollables
Vía: LetsGoDigitial

Incluso, podemos inferir que para el 2025 nuestros actuales teléfonos se verán como dinosaurios tecnológicos, dispositivos desfasados. Tal vez nos reiremos de los modelos actuales, como seguramente lo hacemos cuando observamos imágenes de los viejos teléfonos de teclado físicos. ¿Los recuerdas?

Volviendo al tema de la portabilidad, contar con un teléfono con capacidad de doblarse es algo bastante ventajoso. Un teléfono que se adapte al espacio que le queremos dar entre nuestras cosas, es algo que necesitamos.

No solo la pantalla debe doblarse, sino todos los componentes del teléfono enrollable

Hasta el momento esto suena bien, pero realmente ¿es posible? Si los fabricantes logran que no solo las pantallas se puedan doblar, sino que todos sus componentes lo hagan, entonces estaríamos frente a los teléfonos inteligentes más espectaculares del mundo. Dispositivos que nos facilitarían la vida aún más de lo que hasta ahora lo hacen.

¿Cómo lograrían las compañías fabricantes de móviles construir un teléfono flexible al 100 %? No somos electrónicos, tampoco hemos trabajamos en una empresa con estas características. Pero, somos conocedores del tema y hasta ahora la tecnología que más suena para lograr la flexibilidad en los teléfonos enrollables es la OLED.

A esta tecnología se suma el grafeno, un material bastante ligero y fuerte, que combinado con OLED  puede ayudar con ese cometido. Es más, esta es la combinación perfecta para llegar a las pantallas enrollables y lograr grandes avances tecnológicos, según los expertos.

¿Y la parte negativa de esta propuesta?

Como bien se sabe, la tecnología crece a pasos acelerados. Las empresas que compiten en este ramo no quieren quedarse rezagadas. Estas hacen lo posible por mantenerse a la vanguardia. Quizás no logren tener éxito con estos dispositivos, pero son capaces de sacarlos al mercado por mantener su orgullo y mostrar al mundo que pueden desarrollar este tipo de teléfonos.

Otro factor que entra en juego es el precio. ¿Cuánto podría costar un teléfono enrollable? A juzgar por el precio de los actuales teléfonos plegables, por ejemplo el Samsung Galaxy Fold 2 que supera los 2 mil dólares, es claro que estos podrían tener un costo más elevado. ¿Estarías dispuesto a pagar por ello?

Por el momento, esto es lo que podemos aportar sobre los teléfonos enrollables y su propuesta de convertirse en un gran avance tecnológico. Y a ti, ¿qué te ha parecido? ¿Los teléfonos enrollables representan el futuro? Déjanos saber tu opinión en los comentarios.

Escribir un comentario