Soldado con un arma
Vía: Pixabay

Sí, así como lees en el título. El Ejército de los Estados Unidos investiga tecnología que le permita leer e interpretar la mente de los soldados. ¿Telepatía? Tal parece que esto es lo que quiera lograr la fuerza armada de este país.

¿Se imagina poder comunicarnos solo con el pensamiento? La Oficina de Investigación del Ejército estadounidense está financiando una investigación con este propósito, lograr crear “un canal silencioso” que le permita interpretar los pensamientos de los soldados a través de señales cerebrales.

Ejército estadounidense ha destinado 6.25 millones de dólares para la investigación

Para el desarrollo de esta investigación neurocientífica, la Oficina de Investigación del Ejército ha destinado 6.25 millones de dólares. El programa ha sido dirigido por la Universidad del Sur de California, en sociedad con otros investigadores de universidades de Los Ángeles, Berkeley, Nueva York y Reino Unido. Aún falta mucho camino por recorrer, pero confían en poder lograrlo.

Hasta el momento, los científicos que forman parte del proyecto han aprendido “decodificar y analizar” señales cerebrales que influyen en el comportamiento del resto del cerebro. Sin embargo, no pueden leer la mente como tal, pero es el principio del objetivo.

¿Qué pretende lograr el ejército con esta tecnología? Aportar mayor seguridad a sus soldados. La idea es que estos puedan descansar en el momento oportuno, además de poder comunicarse de forma silenciosa cuando se encuentran en alguna operación.

Cinco soldados en un salón haciendo pruebas con cascos y armas

Pero, ¿Cómo funcionaría este sistema de comunicación? Básicamente habría una computadora de por medio, la cual haría uso de algoritmos y matemáticas avanzadas para interpretar las señales neuronales de un soldado en específico, que posteriormente analizaría y enviaría a otro militar. Realmente suena fantástico. Al respecto, el gerente de programas de la Oficina de Investigación del Ejército, Hamid Krim ha agregado:

“Puedes leer lo que quieras; no significa que lo entiendas. El siguiente paso después de eso es poder entender [las señales]. Para luego dividirlo en palabras para que puedas sintetizarlo en cierto sentido, como aprender tu propio vocabulario y alfabeto”.

Hasta ahora, este programa está en pleno desarrollo. La tecnología ha sido probadas en monos, pero sería muy interesante saber si alcanzan el objetivo: leer las mentes de los humanos. De lograrlo, ¿cómo será el impacto en nuestra sociedad?