empleado con manos sobre su cara en señal de estrés ante interrupciones de otras personas en una oficina

Muchas personas se quejan por tener que compartir oficina con otras personas, ya que esto puede hacer que se distraigan y retrasen en el trabajo. Sin embargo, el efecto de va mucho más allá. Según un nuevo de estudio, las interrupciones en el trabajo detonan la liberación de cortisol aunque la respuesta psicológica al estrés no sea tan evidente.

En pocas palabras, el hecho de que algunos trabajadores no se vean estresados en la oficina, no quiere decir que no lo estén. Al analizar muestras de su saliva podrían descubrir niveles elevados de cortisol, la hormona del estrés.

El papel del estrés en nuestra vida

El año pasado publicamos una nota especial sobre el estrés en la que diferenciamos sus efectos positivos de los negativos. ¿Efectos positivos? Sí. Es curioso, porque es difícil imaginar que el estrés puede ser bueno, pero en realidad lo es. Gracias a ello, nuestro cuerpo puede enfocar los recursos y la concentración en culminar una tarea específica, cosa que quizás estando muy tranquilos no haríamos tan rápido.

Pero cabe recordar que el estrés no debe perpetuarse, pues conlleva una serie de reacciones fisiológicas que, a la larga, pueden causarnos malestar, hacernos adoptar malos hábitos y enfermedades. Es por ello que la recomendación médica más habitual es llevar un estilo de vida saludable y regular el estrés. ¿Ahora todo tiene sentido cierto?

Bien sabemos que la realidad es muy diferente de estas condiciones ideales, y más con la dinámica de nuestra sociedad, y cómo no, en esta pandemia. Muchos prefieren ir a trabajar a la oficina para librarse de las distracciones que pueden conseguir en casa. Sin embargo, dentro de una oficina puede haber más interrupciones de lo que imaginamos.

Ahora consideremos los datos de la fundación de salud suiza Stiftung Gesundheitsförderung Schweiz. Según el Job Stress Index 2020 compilado por ella, casi un tercio de la fuerza laboral suiza experimenta estrés relacionado con el trabajo.

Conscientes de ello, los investigadores de ETH Zurich se interesaron por examinar el estrés en el lugar de trabajo entre los suizos, enfocándose en el efecto de las interrupciones en la oficina.

Exposición a diferentes interrupciones y estrés en el trabajo

Para ello, contactaron a 90 individuos que aceptaron participar en un experimento muy simple que duró menos de dos horas. También transformaron el laboratorio de ciencias de la universidad en tres entornos de oficina compartida. En cada uno de ellos, cada puesto con una silla, una computadora con monitor y kits para recolectar muestras de saliva.

La dinámica fue bastante simple: los participantes debieron comportarse como empleados de una compañía de seguros ficticia y desarrollar las tareas típicas; esto es, escribir información de formularios a mano y pautar citas con los clientes.

La idea era colocar a los tres grupos la misma carga de trabajo, pero exponerlos a diferentes niveles de estrés. Es por ello que, en medio del experimento, recibieron un visita de dos actores que hicieron el papel de representantes del departamento de recursos humanos de la compañía.

En dos grupos, estos actores pretendieron estar buscando a los candidatos más adecuados para un ascenso. Mientras que para el tercero, el grupo de control, los actores organizador un diálogo de venta.

Los participantes de uno de los grupos de estrés tuvieron que detener su trabajo para que les tomaran las muestras de saliva. En cambio, los del segundo tuvieron que lidiar con interrupciones adicionales como mensajes de chat de sus superiores solicitando información con urgencia.

Lucen menos estresados, pero sus niveles de cortisol son elevados

mujer meditando en oficina para manejar el estrés por el trabajo
A pesar de que sus niveles de cortisol eran elevados, algunos empleados expresaron sentirse menos estresados.

Los investigadores observaron y midieron las respuestas psicológicas y biológicas de los participantes. Para ello, usaron cuestionarios y un dispositivo de electrocardiograma portátil, con el cual midieron los latidos cardíacos de cada uno de ellos. Y por supuesto, tomaron muestras de saliva para medir la concentración del cortisol.

El simple hecho de que los actores les informaran que competirían por un ascenso ficticio hizo que aumentara la frecuencia cardíaca de los participantes, y con ello, la liberación de cortisol. Sin embargo, notaron que los participantes del segundo grupo de estrés liberaron casi el doble de la hormona que los del primero.

Lo curioso es que las respuestas planteadas en los cuestionarios eran un poco diferentes a lo que revelaron las pruebas de la saliva. Ambos grupos calificaron la situación del ascenso como desafiante, pero solo los del segundo grupo la consideraron amenazante.

Los participantes del grupo interrumpido por mensajes de chat informaron estar menos estresados y de mejor humor que los participantes del primer grupo, a pesar de que su respuesta fisiológica fue más intensa.

¿Una mejor respuesta emocional al estrés causado por interrupciones en el trabajo?

Los investigadores interpretaron esto por las vías positivas del estrés que mencionamos al principio. La liberación de cortisol desencadenada por las interrupciones adicionales en el grupo dos movilizó más recursos en su cuerpo, y esto condujo a una mejor respuesta emocional y cognitiva al estrés. ¿Recuerdan aquello de que nos puede ayudar con ciertos objetivos?

Sin embargo, también plantean la posibilidad de que las interrupciones adicionales los hayan distraído de la situación de estrés real (la competencia por el ascenso). Puede que estas distracciones hicieran que se sintieran menos amenazados, y por ende, su respuesta emocional fue más amena.

La conclusión inmediata es que las interrupciones en el trabajo sí generan estrés en los empleados. Pero también es necesario acotar que no todos reaccionan al estrés de la misma manera, a pesar de la evidente liberación del cortisol. Algunos podrían mostrarse menos perturbados que otros, y no necesariamente no estén tan estresados.

Referencias:

The effects of acute work stress and appraisal on psychobiological stress responses in a group office environment. https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0306453020302596?via%3Dihub

Workplace interruptions lead to physical stress. https://ethz.ch/en/news-and-events/eth-news/news/2020/10/workplace-interruptions-lead-to-physical-stress.html