Vista espacial de un extremo de nuestro planeta Tierra, junto a un satélite y una luz que resalta su color azul

Microsoft anunció que trabajará de la mano con empresas, como SpaceX, y SES, para ofrecer conectividad en cada rincón de nuestro planeta, inclusive en la órbita de este.

Para ello, pone en marcha su innovador proyecto, el “Azure Space”, el cual le permitirá llevar el servicio de la nube, un poco más alto, al espacio. Lo que se podría convertir en una herramienta muy útil para las empresas del ramo espacial.

Pero, ¿qué es Azure Space?

Es un nuevo proyecto de Microsoft forjado a través de alianzas, que buscan crear una plataforma que integre el servicio de Cloud y la red de satélites lanzada por SpaceX. Permitiendo así, la conexión de “cualquier dispositivo en cualquier lugar del mundo”. Suena interesante, ¿verdad?

La puesta en práctica de este proyecto, representa para Microsoft un gran desafío tecnológico. El hecho de administrar grandes cantidades de datos provenientes de los satélites, respaldarlas en la nube y llevarla a las zonas más remotas de nuestro planeta, sin duda, es algo revolucionario.

Este es un proyecto ambicioso para la compañía. Pues, su idea es “apoyar a sus clientes en misiones espaciales, tanto en la Tierra como fuera del planeta”, proporcionándoles un servicio cloud que se adapte a cualquier circunstancia, es decir, que las personas podrán acceder a esta gigantesca base de datos desde cualquier punto del globo terráqueo.

Microsoft también anuncia el Azure Modular Datacenter y el Azure Orbital Emulator

La empresa dio cabida en el mismo anuncio a nuevos centros datos autónomos, el Azure Modular Datacenter, el cual permitirá establecer puntos estratégicos en lugares muy alejados y “desfavorables desde el punto de vista técnico”.

Las zonas que sufran de apagones eléctricos  y presenten infraestructuras que dificulten la funcionalidad del Azure Space, son las adecuadas para instalar estos centros. Cumpliendo así su propósito de conectarse a la nube, aun en entornos complejos.

De la misma manera, informó sobre Azure Orbital Emulator. Este a su vez, como su nombre lo indica sirve para emular, recrear el “sistema de constelación de satélites” desde otra perspectiva, y saber así que esperar del Azure Space.

Estas simulaciones están apoyadas en el entorno adoptado por SES y su constelación O3b, favoreciendo la conectividad entre los “centros de datos de Microsoft y los dispositivos Edge en todo el mundo”.

Esta iniciativa pone a Microsoft a la vanguardia, en cuanto conexiones se refiere. Al mismo tiempo sirve de apoyo a organizaciones espaciales para que tengan éxito en ambientes más exigentes, pues, hablamos de poder conectarse desde la órbita terrestre.