Marie Stopes en su laboratorio

A finales del siglo XIX, una mujer como Marie Charlotte Carmichael Stopes no se conseguía todos los días. Esta autora británica era una defensora de los derechos de las mujeres, de la eugenesia y, además, se especializaba en paleobotánica. Uno de sus principales logros fue la inauguración de la primera clínica de control de natalidad en Gran Bretaña, pero a lo largo de su vida fue criticada en la sociedad. Hoy te contamos su historia.

Marie Stopes nació en Edimburgo, Escocia, el 15 de octubre de 1880 en el seno de una familia rica y educada, Su padre era arquitecto y su madre, una estudiosa de Shakespeare defensora de la educación en las mujeres, por lo que Marie siempre estuvo muy metida en el ámbito académico.

En tan solo dos años obtuvo un título de ciencias del University College en Londres y completó sus estudios con un posgrado en paleobotánica. Así, obtuvo un doctorado de la Universidad de Munich en 1904, solo cuatro años después de comenzar sus estudios en ciencias. Ese mismo año comenzó a dar clases en la Universidad de Manchester como profesora asistente de botánica, convirtiéndose en la primera académica femenina en esta facultad.

Marie Stopes en un laboratorio

En 1911 se casó con Reginald Ruggles Gates, matrimonio que fracasó poco después, pero que jugó un papel muy importante en la carrera de Stopes. Ella contó posteriormente que, mientras estuvo casada con Gates, poco sabía sobre sexo, al punto que su matrimonio no había sido consumado. Esto hizo que se enfocara en los problemas maritales, el sexo, el parto y el significado de todo esto en la sociedad.

A partir de entonces, Stopes comenzó a ver el control de natalidad como un medio para salvar a las mujeres de la maternidad excesiva. Además, defendía la eugenesia, que es la filosofía sobre la mejora de los rasgos hereditarios humanos mediante la intervención manipulada. Abogaba también por el control de natalidad eugenésico, en el que las mujeres de clases bajas no podrían tener hijos.

En el año 1918, Stopes se casó con Humphrey Verdon Roe, quien además de ser cofundador de la firma de aviones AV Roe, también estaba interesado en el control de natalidad. Juntos lograron crear en 1921 la primera clínica de control de natalidad de Gran Bretaña, la Society for Constructive Birth Control ubicada en Holloway en Londres, la cual estaba diseñada para educar a las mujeres acerca de los métodos anticonceptivos y acerca de los beneficios de tener bebés saludables y deseados.

En este mismo año, escribió ‘Married Love’ y ‘Wise Parenthood’. Cinco años más tarde, escribió ‘Contraception: Its Theory, History and Practice’, libro en el que aparece por primera vez el tratamiento completo acerca de la anticoncepción y sus prácticas.

Fotografía de Marie Stopes con vestido y sombrero

Durante su vida se opuso al aborto, asegurando que lo único que se necesita es una prevención adecuada del embarazo, lo cual defendió en sus clínicas de control de natalidad. Sin embargo, en su vida privada parece que contradecía sus ideales, pues se descubrió que en 1919 escribió una carta describiendo un método de aborto a otra persona no identificada.

Fue criticada también por defender la eugenesia. June Rose, la autora de la biografía de Marie Stopes titulada ‘Marie Stopes and the sexual revolution’, describe afirmó: “Marie era una elitista, una idealista, interesada en crear una sociedad en la que solo los mejores y bellos debían sobrevivir”.

Comentarios como este fueron secundados por Richard A. Soloway en su ensayo ‘Demography and Degeneration: Eugenics and the Declining Birthrate in Twentieth-Century Britain’. En el mismo, aseguró: “Sus esfuerzos particulares para proporcionar control de la natalidad a los pobres tenían mucho más que ver con su preocupación eugenésica por la inminente ‘oscuridad racial’ que por la adopción de anticonceptivos”.

Aún así, Stopes mantuvo su posición y continuó trabajando en sus clínicas, las cuales se mantuvieron en funcionamiento incluso después de su muerte el 2 de octubre de 1958. Sin embargo, en 1970 estas comenzaron a tener problemas financieros, con lo cual necesitaban apoyo lo más rápido posible. En 1975 la Fundación Marie Stopes fue a la quiebra, con lo cual su administración fue asumida por Tim Black, quien la fundó de nuevo en 1976 como una empresa social llamada Marie Stopes International.

Sede de Marie Stopes Internacional en Zambia

Hoy en día, Marie Stopes International se mantiene brindando servicios de control de natalidad y anticoncepción, aunque también incluyen servicios de aborto seguro para quienes lo requieran. La misma está presente 37 países de todos los continentes y cuenta con más de 11000 miembros que ofrecen estos servicios.

Si bien Stopes no estaría contenta con la decisión de incluir el aborto dentro de los servicios de su organización, definitivamente le alegraría saber que cada vez es más común la planificación de la natalidad y que existen múltiples métodos anticonceptivos que se adaptan a cada persona.