De acuerdo a la exclusiva de Deadline, Gaumont –la casa productora del éxito de Netflix, ‘Narcos’– producirá un nuevo proyecto dramático que viajará al sur de la frontera americana. En esta oportunidad, los informes afirmen que se tratará de un drama musical de rock mexicano.

Asimismo, se ha confirmado que el dueto encargado del largometraje del Festival de Cine de Sundance, ‘This is Not Berlin’, Max Zunino y Hari Sama, serán los encargados de coescribir el guion de la producción que narrará el apogeo del movimiento rock en español, a mediados de la década de 1990.

‘Los Últimos Análogos’, es el nombre de este proyecto en español que será producido por la compañía que también encargó de ‘El Presidente’, un original de Amazon. Por otro lado, Sama se apunta para dirigir la serie que se filmará en algunas locaciones de Ciudad de México.

Drama lleno de rock en español

La trama nos presentará a un ejecutivo extranjero de la industria musical que es designado a Ciudad de México para encabezar la división A&R Rock en un sello discográfico. Sin embargo, lo que comienza como un escape de su pasado, se convierte en su oportunidad para reconstruir su vida y lograr capitalizar un nuevo movimiento musical que se está cocinando en la escena “underground” mexicana.

Su buen ojo y oído para el verdadero talento lo llevarán a descubrir una banda joven que tiene todo para convertirse en trascendente, por lo que los guía por el complicado camino hasta el estrellato. Un viaje que, sin duda, resulta dramático para quienes deben enfrentarse a sus demonios internos.

Por su parte, Christian Gabela de Gaumont –vicepresidente ejecutivo, ejecutivo creativo y director para América Latina y España de la productora– afirmó que Hari y Max son los indicados para este nuevo proyecto dramático.

“En su aclamada película ‘This Is Not Berlin’, Hari y Max demostraron su habilidad para crear una historia personal y convincente sobre la madurez ambientada en la escena musical underground auténticamente representada de la CDMX en la década de 1980. Esto, junto con el hecho de que cada uno experimentó sus propios viajes personales como músicos y artistas, nos brinda la confianza en la oportunidad de ‘Los Últimos Análogos’ de ser una historia original, genuina y entretenida de la vida adolescente en la floreciente escena del rock de CDMX de 1990”.

En cuanto al proyecto, Zunino afirmó que: “‘Los Últimos Análogos’ representa un sello explosivo y melancólico en los 90, la época de mi propia mayoría de edad; y de paso, sirve como una exploración personal que me ayuda a seguir las huellas de mi pasado y las de mi generación”.

A esas declaraciones, Sama agregó que ‘Los Últimos Análogos’ se presenta como un viaje personal y alegra en una época que él vivió “intesamente”. “Me permite realizar una revisión urgente de temas como la homofobia, el sexismo, mi propia adicción a las drogas y cómo nuestra búsqueda por la felicidad nos está volviendo locos”, agregó.