La vacuna experimental promovida por la empresa estadounidense Johnson & Johnson empezará hoy su fase 3 de pruebas. Con esto, la candidata entra en la contienda por convertirse en la primera vacuna 100% comprobada contra el SARS-CoV-2.

En estos momentos, la pandemia del coronavirus ya ha alcanzado a más de 30 millones de personas en el mundo y se ha llevado la vida de cerda de un millón de estas. Mientras tanto, el mundo se apresura por encontrar una forma de poner un alto a su expansión.

Actualmente, vacunas candidatas como las de AstraZeneca, el laboratorio Gamaleya y Moderna se encuentran en la mira del mundo. Ahora, la propuesta de Johnson & Johnson también ha encontrado un lugar bajo los reflectores.

Inicia la fase 3

Con su llegada a este punto, la vacuna de Johnson & Johnson se convierte en la cuarta propuesta estadounidense en llegar a este punto. Actualmente, ya las candidatas de Moderna, Pfizer/BioNTech y AstraZeneca se encuentran llevando a cabo sus ensayos clínicos de fase 3.

Cuando se llega a estas alturas, la vacuna finalmente ha mostrado ser lo suficientemente segura como para ser probada en una muestra grande de voluntarios. Será gracias a esta prueba final que se podrá determinar no solo su efectividad, sino también que no tenga efectos secundarios graves sobre los individuos.

Para este caso, Johnson & Johnson probará su vacuna candidata en 60 mil voluntarios sanos. Los ensayos se llevarán a cabo en todo Estados Unidos y otras partes del planeta. Específicamente, los otros países involucrados en el estudio serán: Argentina, Brasil, Chile, Colombia, México, Perú y Sudáfrica. En total, la vacuna se estará probando en casi 215 sitios simultáneamente.

El Dr. Paul Stoffels, director científico de Johnson & Johnson, declaró por medio de una llamada a la prensa que los ensayos comenzarían de inmediato. Por eso, este mismo miércoles los primeros voluntarios estarán recibiendo su dosis de la vacuna. Todo esto con la colaboración de Operation Warp Speed.

Lo que hay que saber de la vacuna de Johnson & Johnson

La vacuna de Johnson & Johnson fue desarrollada por una subsidiaria de la compañía conocida como Janssen Pharmaceutical Companies. En su momento, fue una de las últimas propuestas en unirse a la carrera contra el coronavirus en Estados Unidos. Sin embargo, ahora que ha alcanzado a sus pares se comienza a perfilar como una fuerte competidora.

A diferencia de sus predecesoras, la candidata de Johnson & Johnson se probará como una vacuna de dosis única. Por este motivo, los resultados sobre su efectividad y seguridad llegarán mucho más rápido que si se requiriera la aplicación y análisis de una segunda dosis.

Antecedentes prometedores

En un principio, la idea de administrar una sola dosis puede ser perjudicial, porque implica dar menos oportunidades al organismo de desarrollar anticuerpos. Sin embargo, los ensayos de la vacuna de Johnson & Johnson se han desarrollado pensando en esta posibilidad.

Por este motivo, ya cuentan con respaldos de sus fases de pruebas 1 y 2 en las que una dosis única ha sido suficiente estímulo como para que el organismo desarrolle anticuerpos contra el SARS-CoV-2.

Otras declaraciones de Johnson & Johnson

Para no dejar nada al azar, Johnson & Johnson también se ha comprometido a iniciar pronto otro ensayo clínico de fase 3. En este, se probará específicamente la efectividad de su vacuna de adenovirus humano cuando se administra en dos dosis. Este se llevará a cabo principalmente en el Reino Unido y sus resultados se tardarán más en llegar el público.

Sin embargo, mientras tanto, lo que ocurra con la fase 3 principal estará disponible para quien desee informarse. Como una muestra de esto, la empresa se ha comprometido a continuar liberando datos sobre diversidad de los participantes en su ensayo.

Por si fuera poco, la empresa ya ha anunciado que planea llevar a cabo ensayos para medir la seguridad de su vacuna en niños. Pero, para esto aseguran que primero debe comprobarse sin lugar a dudas la seguridad de esta en adultos.

Ahora, como en los casos anteriores, solo nos queda esperar para poder conocer cómo se desempeña la vacuna en estos ensayos clínicos finales. Por lo que, mientras no se tengan más datos, no es posible predecir cuándo esta  vacuna podría finalmente llegar al público.