WhatsApp es una aplicación que pertenece a la empresa Facebook y es usada para chatear, es decir, enviar mensajes de textos, voz y contenido multimedia. Está orientada a la plataforma móvil, sin embargo, hay un WhatsApp web de escritorio que funciona si se valida el ingreso través de un teléfono inteligente.

WhatsApp lanzó hace poco una actualización pensando en la pandemia, ampliando de 4 a 8 el número de personas que pueden interactuar en una videollamada, representando una excelente mejora en el servicio.

Aunado a ello, algunos usuarios han optado por emplear otras plataformas de videollamadas como Zoom y  Skype para llegar a un mayor número de personas, sobretodo, reuniones de trabajo.

Es claro que ese servicio WhatsApp aún no lo puede ofrecer, la competencia más cercana en cuanto chats, interacción y novedades, es Telegram; ambas permiten acercarnos un poco más a través de los dispositivos.

La diferencia más significativa está en la seguridad, WhatsApp gracias al cifrado de extremo a extremo, es más seguro. Por su parte Telegram añade una capa de seguridad a los chats privados, funcionalidad que no tiene WhatsApp.

En vista de que la competencia en el mercado está creciendo, WhatsApp pretende lanzar una nueva funcionalidad que velará por la seguridad de los usuarios.

¿Qué nos trae de nuevo WhatsApp?

Un nuevo método de autenticación de huellas dactilares para conversaciones en la web. Esta funcionalidad está en su versión beta, y consiste en escanear la huella digital del usuario en el dispositivo móvil para asegurarse de que en realidad sea el titular de la cuenta el que desea ejecutar esa actividad.

¿Qué necesito para usar Whatsapp?

Solo basta tener un número de teléfono móvil, un smartphone con sistema operativo: Android, iPhone, Mac, Windows Phone; Windows de escritorio con una versión superior a la 8, además de una conexión a internet fuerte y estable.