Los amantes de los realities están llorando a nivel mundial. El día de ayer, las reconocidas hermanas: Kourtney, Kim y Khlóe Kardashian, anunciaron que su programa de realidad ‘Keeping Up With the Kardashians’ llegaría a su fin en 2021, luego de 14 años al aire.

Casi que oficializando que el 2020 ha sido el peor año de muchos, toda la familia Kardashian-Jenner anunció, por sus redes sociales, que el reality show que los catapultó a la fama llegará a su final luego de 20 temporadas.

Sin duda alguna, el internet se está volviendo loco por la noticia de que los dramas de Kim, los labios de Kylie, la intensidad de Kourtney, el cuerpazo de Kendall y las ocurrencias de Khlóe ya no formarán parte de la historia de la televisión. 

Cada hermana tomó la oportunidad para dirigirse a su comunidad en Instagram con unas palabras de despedida, pero, sea como sea no podemos creer que las Kardashian-Jenner ya no formarán parte de los reality shows de E! Entertainment Television, o, bueno, en general de nuestro día a día de escándalos. 

Se van como un zarcillo de diamantes

Desde el 2007, ‘Keeping Up With the Kardashians’ forma parte de una subcultura del entretenimiento. Guste a quien le guste, las Kardashian-Jenner son toda una revolución mediática que comenzó con una sola hermana: Kim Kardashian. 

Con sus amistades como Paris Hilton y su video para adultos con Ray J, Kim se convirtió en el primer punto focal del reality que contaba con su madre, Kris Jenner, y Ryan Seacret como productores ejecutivos. 

La hija del medio de Kris y Robert Kardashian logró opacar los logros de su padrastro, Bruce Jenner, ganador olímpico de los Estados Unidos, y se convirtió en la estrella del show. Pero, poco a poco, sus hermanas empezaban a unirse al podio con ella. 

Desde el encarcelamiento de Khlóe, la relación de Robert Kardashian Jr. con una de las ‘Cheetah Girls’, Adrienne Bailon, llegando al tormentosa pareja de Scott Disick y Kourtney, todo estuvo documentado en las primeras temporadas del programa de realidad.

‘Keeping Up With the Kardashians’ se volvió tanto una revolución que hasta tuvieron sus propias series derivadas con ‘Kourtney and Khlóe Take Miami’ y ‘Kourtney and Khlóe Take L.A. Definitivamente, lo que toca “mami Kris”, lo convierte en oro. 

Asimismo, las hermanas han sido centro de uno de los aspectos más importantes de los medios sociales: los memes. Empezando con Kim, cuando perdió su zarcillo de diamantes en el mar, pasando por Kim con sus caras dignas de sitckers de WhatsApp, finalizando con Kim terminando su boda con su segundo esposo tras solo 72 horas. 

Claro está, podrían decir que el dinero está en lo Kim produzca, –cosa que no es mentira–, pero ella solo le abrió paso a sus hermanas para que brillarán tanto o más que ella. 

Kylie es billonaria y ni siquiera tiene 25 años, Kendall es de las modelos más buscadas en las mejores pasarelas, –y no fuera modelo de no ser por su hermana Kim–, Khlóe tiene su propio programa de ejercicios en E! y su propia marca de ropa deportiva, y, Kourtney también cuenta con su portal “Poosh” para hacerse notar. 

En fin, como verán, podemos pasar horas y horas hablando de las 14 años y las 19 temporadas de las Kardashian, –y, quizás lo hagamos en otro espacio–, pero por los momentos solo nos queda “llorar” a un caído del entretenimiento, o, para aquellos contentos con la decisión, celebrar que las hermanitas ya no harán de las suyas en televisión nacional.