El hecho de que sea posible reinfectarse con el coronavirus puede tener implicaciones el desarrollo de vacunas.

En plena víspera de Año Nuevo 2020, el gobierno chino informó que un nuevo virus perteneciente al género de los coronavirus había estado causando casos de neumonía en los residentes de Wuhan.

Rápidamente, traspasó sus fronteras y llegó a otras regiones de Asia, Europa y Estados Unidos. Para el mes de marzo, la situación prometía empeorar, y aunque en China aplicaron bloqueos estrictos a mediados de enero, en otros países se aplicaron medidas similares muy tarde.

El resultado ya lo sabemos: hasta ahora se han registrado 24.5 millones de contagios y 832 mil muertes en todo el mundo por COVID-19, la enfermedad que causa el coronavirus ya identificado como SARS-CoV-2.

Ahora los esfuerzos se centran en el desarrollo de terapias y vacunas contra el patógeno, pero dada la amplia propagación y los temores de mutación, hay preocupación sobre si realmente esta meta podría ayudar a contenerlo.

Una competencia científica y política

La humanidad ha lidiado con la pandemia durante más de medio año, pero esta sigue lejos de resolverse. En alguna regiones, donde se redujeron las restricciones, se registraron nuevos brotes, mientras que otras aún no han llegado al pico del primero.

Mientras tanto, la ciencia hace de las suyas. Cientos de profesionales han trabajado sin descanso para encontrar medicamentos o combinaciones de ellos que ayuden a los pacientes infectados a recuperarse, así como mejorar el pronóstico de aquellos con mayor riesgo.

Pero la atención también se ha centrado en el desarrollo de una vacuna. Esta pandemia ha proporcionado el escenario ideal para una competencia científica y política en la que universidades, farmacéuticas y científicos de alto calibre se han esforzado al máximo para dar con una vacuna eficaz.

En TekCrispy hemos hecho seguimiento de varios de los proyectos involucrados, y de hecho hemos recopilado aquellos más avanzado y que han arrojado resultados más prometedores. En realidad existe mucha expectativa sobre estos desarrollos, y gobiernos como el de Estados Unidos, ha colaborado con financiamiento para apresurar los ensayos clínicos y la producción de las vacunas.

Inmunidad colectiva

¿Pero realmente es posible que la vacuna sea la solución a la pandemia? Partamos de un tema sobre el que se ha hablado mucho durante estos meses: la inmunidad colectiva o del rebaño. Este fenómeno ocurre cuando en un determinado lugar se han infectado tantas personas, la tasa de contagios empieza a disminuir de manera espontánea.

El problema es que aplicar una estrategia de mitigación en esta pandemia era prácticamente un suicidio. Este coronavirus ha demostrado no ser tan inofensivo como se pensaba al principio, lo cual ha sido recordado por la OMS en varias oportunidades.

Un estudio del Imperial College London, muy citado en los últimos meses, estimó que solo en Reino Unido, este plan podría causar 250,000 muertes. ¿Cuántas más habrían ocurrido si la mayoría de los países hubiesen optado por este? Aún habiendo aplicado un confinamiento estricto, las muertes en todo el mundo suman casi 800 mil, y existe la posibilidad de que la cifra aumente con la llegada del invierno en ciertos países.

Pero realmente no podemos mantenernos confinados durante mucho tiempo. No es saludable ni para los humanos, ni para las economías, por lo que se han reforzado los sistemas de salud para atender a los próximos casos mientras se espera la vacuna, la tan esperada solución.

Puede que sea demasiado tarde

En una nota previa hablamos de la opinión de los expertos respecto a estas altas expectativas. El ritmo actual de la pandemia sigue siendo alarmante, y los nuevos brotes solo están confirmando lo que ya se esperaba: el coronavirus promete quedarse entre nosotros durante un buen tiempo.

Enmascarar, Coronavirus, Cuarentena, Virus, Epidemia
La humanidad tiene altas expectativas en que la vacuna contra el coronavirus sea la solución definitiva para la pandemia.

Las estimaciones actuales sugieren que la vacuna más próxima, obtenida siguiendo los procedimientos respectivos, podría aprobarse para 2021. A ello sumamos otra de las preocupaciones, que es la disponibilidad al momento de su distribución.

Algunos gobiernos ya han empezado a apartar millones de dosis para su población, y existen acuerdos que buscan garantizar el suministro equitativo en todo el mundo. Pero mientras se inicia la distribución, seguirán ocurriendo infecciones.

Esto nos lleva a la posibilidad de que alcancemos la inmunidad colectiva justo en el momento en que dispongamos de una vacuna. ¿Tendrá algún sentido empezar a aplicarla en ese momento? Puede que sí, pero ¿qué pasaría si este tiempo también coincidiera con alguna mutación para la que la vacuna no sea efectiva?

El desarrollo de vacunas es extenso y en esta pandemia hemos visto cómo se han obtenido resultados positivos en ensayos clínicos en muy poco tiempo. Existe cierta preocupación de que el interés político por el agazajo y reconocimiento por el logro de una vacuna esté deteriorando los estándares habituales de procesos tan delicados y que involucran la seguridad de los humanos.

Los investigadores han estado indagando en todos estos puntos, y más aún ahora que se están registrando casos de reinfección con COVID-19, algo con lo que no se contaba y que merece estudios profundos.

Una vacuna eficaz no es tarea fácil

Covid-19, Coronavirus, Virus, Cuarentena, Protección
Un modelo computacional estimó que una vacuna contra el coronavirus debería tener al menos 80 por ciento de eficacia para poder extinguir el brote actual.

Ahora conviene hablar de la eficacia que debería tener la vacuna contra COVID-19 que se apruebe para podernos permitir volver por completo a la normalidad. Un estudio reciente publicado en American Journal of Preventive Medicine sugiere que el medicamento debería tener al menos un 80 por ciento de efectividad para poder lograr esta meta.

Este porcentaje se obtuvo de un modelo de simulación computarizado que halló que si el 75 por ciento de la población se vacuna, la vacuna debería tener una eficacia de al menos 70 por ciento en la prevención de una epidemia y de al menos 80 por ciento para poder extinguir el brote en curso.

El equipo también indagó en otros escenarios, como por ejemplo, que solo un 60 por ciento de la población reciba la vacuna. En este caso, los requerimientos son más elevados, donde la vacuna deberían tener al menos 80 por ciento de eficacia para prevenir una epidemia y de 100 por ciento a extinguir por completo el brote actual.

“Sin embargo, tenemos que establecer expectativas adecuadas. El hecho de que salga una vacuna no significa que pueda volver a la vida como era antes de la pandemia”, dijo Bruce Y. Lee, MD, MBA, experto en informática de la CUNY Graduate School of Public Health and Health Policy, Nueva York, NY, EUA y también autor principal del artículo. “Es importante recordar que una vacuna es como muchos otros productos; lo que importa no es solo que el producto esté disponible, sino también cuán efectivo es”.

De modo que el objetivo no es solamente obtener una vacuna rápidamente, sino también obtener una que sea muy eficaz y segura para los humanos. Existe un interés generalizado por volver a la normalidad, pero lograr esto en poco tiempo constituye un gran desafío, y las presiones políticas y sociales pueden servir de motivación y financiamiento, pero no necesariamente garanticen un resultado eficaz.

Por el momento, solo quedar esperar y continuar apegados a las medidas preventivas. Las mascarillas, el jabón, el gel desinfectante y la distancia de metro y medio respecto a otros dentro y fuera de casa sigue siendo nuestra mejor opción.

Referencias:

Vaccine Efficacy Needed for a COVID-19 Coronavirus Vaccine to Prevent or Stop an Epidemic as the Sole Intervention. https://www.ajpmonline.org/article/S0749-3797(20)30284-1/fulltext

¿Por qué algunos expertos señalan que una vacuna contra el coronavirus será de poca utilidad? https://www.tekcrispy.com/2020/07/21/vacuna-coronavirus-poca-utilidad/

¿Qué podemos esperar en la distribución de las vacunas contra el coronavirus? https://www.tekcrispy.com/2020/07/29/esperar-distribucion-vacunas-coronavirus/