Las cifras oficiales indican que el coronavirus SARS-CoV-2 ha contagiado a casi 24 millones de personas en todo el mundo. A pesar de ello, los científicos sigue trabajando en algún método que reduzca de manera eficaz el riesgo de contagio sin que ello implique un cambio demasiado drástico de nuestro estilo de vida habitual.

Hace poco informamos que un equipo de científicos estaba investigando la eficacia de diferentes compuestos desinfectantes para eliminar al coronavirus de diferentes superficies. Pero los científicos del Ministerio de Defensa informaron recientemente un nuevo hallazgos que eleva nuestras esperanzas una vez más.

La investigación llevada a cabo por miembros del de Ciencia y Tecnología de Defensa (DSTL) con sede en Porton Down reveló que el citriodiol, un químico presente en repelentes de insectos, puede ayudar a protegernos del SARS-CoV-2 eliminándolo de nuestras manos.

Citriodiol, un compuesto extraído del eucalipto

El citriodiol es un compuesto de origen natural, que se extrae del aceite de Eucalyptus citriodora, conocido popularmente como eucalipto de limón. Este suele utilizarse en sustitución del Deet en la producción de repelentes de insectos.

La sustancia es uno de los componentes activos de productos repelentes de mosquitos como el Mosi-guard. Pero desde abril de 2020, en plena cúspide del brote pandémicos, los científicos del DSTL , han estado probándolo sobre diferentes superficies para determinar su eficacia contra el coronavirus.

Efectivo para reducir la carga viral

La idea de investigar la efectividad de este compuesto contra el SARS-CoV-2 surgió porque se sabía que este era capaz de matar a otros coronavirus similares, como el SARS, que también causó epidemias en el pasado.

Según el secretario de Defensa, Ben Wallace, el permiso se concedió sobre la base de que los experimentos no harían daño y podrían proporcionar un nuevo recurso capaz de proteger contra el patógeno.

Este miércoles 26 de agosto, el Ministerio de Defensa británico publicó un documento de ocho páginas en el que informó los resultados de sus estudios, que consistieron en probar un aerosol a base de Citriodiol, en plástico y piel artificial.

Según indican en su artículo, el químico se aplicó directamente sobre el SARS-CoV-2 en forma de gota y esparcido sobre la piel sintética, y en ambos casos se observó un efecto aniquilante sobre el virus.

Alguno virus se recuperaron tras la aplicación del aerosol con citriodiol

Enmascarar, Coronavirus, Cuarentena, Virus, Epidemia
Aplicar el aerosol a base de citriodiol directamente sobre el SARS-CoV-2 condujo a una reducción del virus, aunque también hubo una recuperación posterior.

Destacan además que, en altas concentraciones, aplicar el aerosol de Mosi-Guard, rico en citriodiol, dio lugar a una disminución significativa del SARS-CoV-2 en las superficies en cuestión.

Jeremy Quin, un ministro de defensa subalterno, afirmó que el compuesto “puede matar al virus”, pero el DSTL fue más cauteloso en su declaración. El laboratorio especificó que hubo “cierta pérdida de virus recuperable” en la piel de látex sintético una hora después de haber sido tratada con Mosi-Guard. Incluso, cuatro horas tras su aplicación, algunos virus pudieron recuperarse.

Por lo que, pese a los hallazgos prometedores, aún es pronto para asegurar por completo que esta compuesto debería sustituir los desinfectantes usados actualmente como prevención.

Pero no está claro si el aerosol haría alguna diferencia práctica más allá del lavado frecuente de manos y el uso de desinfectantes de manos a base de alcohol y equipo de protección personal para aislar contra el virus.

Referencia:

Citriodiol-based spray can help protect against Covid-19, says MoD lab. https://www.theguardian.com/world/2020/aug/26/citriodiol-based-spray-can-help-protect-against-covid-19-says-mod-lab