A esta fecha, Brasil es el segundo país con más contagios y muertes por COVID-19 en todo el mundo, según las cifras oficiales. Y aunque la situación esté lejos de mejorar ante la negativa de su gobierno de implementar distanciamiento social generalizado, este se ha convertido en un entorno atractivo para muchos estudios científicos sobre la nueva enfermedad.

Precisamente esta situación de crisis lo ha convertido en el escenario ideal para probar las vacunas que se encuentran en desarrollo y que ya empezarán a evaluarse en humanos. Tal es el caso de una vacuna candidata desarrollada por la compañía farmacéutica privada de China, Sinovac Biotech, que este martes anunció que que comenzará las pruebas clínicas avanzadas en territorio brasilero.

La tercera vacuna contra el coronavirus en fase 3

La vacuna de Sinovac Biotech es la tercera en el mundo en iniciar los ensayos de fase 3, lo que significa que se administrará a gran escala en humanos mientras estos se exponen al virus. Este constituye el último paso antes de obtener la aprobación regulatoria necesaria para empezar su distribución.

Según informes de las autoridades, las primeras dosis se administrarán a alrededor de 900 voluntarios en Brasil, entre los cuales figuran médicos y otros trabajadores de la salud, quienes se encuentran en la primera línea de batalla contra la enfermedad.

“Los ensayos de CoronaVac, una de las vacunas que ha avanzado más en pruebas en el mundo, comenzarán en el Hospital Clínico de Sao Paulo”, dijo el gobernador del estado, Joao Doria, en una conferencia de prensa reciente, pero el programa está estipulado para seis estados del país. Para ello, Sinovac ha unido fuerzas con un centro de investigación de salud pública de Brasil, el Instituto Butantan.

El funcionario también indicó que se espera observar los resultados iniciales dentro de 90 días posteriores al inicio de dicho ensayo. Si la vacuna resulta ser efectiva y segura en los seres humanos, entonces el instituto podrá iniciar la producción de 120 millones de dosis como parte de su alianza con la compañía.

“En Brasil, podríamos tener la primera vacuna para un uso generalizado, lo cual es muy, muy prometedor”, comentó el director del Instituto Butantan, Dimas Covas.

El escenario perfecto para probar vacunas

Pero este no es el único proyecto de este tipo que se está llevando a cabo en territorio brasilero. A principios de julio también se dio a conocer que la vacuna desarrollada por la Universidad de Oxford en Gran Bretaña y la firma farmacéutica AstraZeneca también estaba siendo probada en 5,000 voluntarios en las grandes ciudades de Río de Janeiro, São Paulo y otro sitio no revelado en el noreste de Brasil.

La otra vacuna que también ha iniciado a la fase 3 fue desarrollada por la empresa estatal china Sinopharm, aunque sus ensayos se están llevando a cabo en los Emiratos Árabes Unidos.

Estos constituyen los tres proyectos de vacunas contra el coronavirus más avanzados hasta ahora. Actualmente, existen alrededor de 250 propuestas que están batallando en una dura competencia por lograr una opción efectiva para inmunizar a la población mundial. Sin embargo, aún queda mucho para que alguna de estas pueda ser distribuida.

Referencia:

Brazil set to test Chinese coronavirus vaccine. https://medicalxpress.com/news/2020-07-brazil-chinese-coronavirus-vaccine.html