Boot Camp es el asistente de Apple que actúa como una especie de máquina virtual que permite a los usuarios de MacBook Pro, instalar y ejecutar otro sistema operativo como Windows 10 en la Mac para alternar entre macOS y Windows 10 cuando prefiera. Ahora la compañía de Cupertino integró mejoras con la nuevo GPU Radeon Pro 5600M, que señala que mejora el rendimiento de Windows 10.

Apple introdujo los poderosos procesadores de gráficos AMD Radeon Pro 5600M en sus MacBook Pro, con una memoria de video de HBM2 de 8GB, basada en arquitectura Navi y de acuerdo con la compañía ofrece hasta un 75 por ciento de rendimiento, orientadas a profesionales.

La compañía de la manzana señala que estas GPU ayudan a incrementar el rendimiento al iniciar Windows 10 en la MacBook Pro cuando usan Boot Camp. Según lo publicado por Apple, para ejecutar Boot Camp, el usuario necesita de ciertos recursos como 64GB de almacenamiento disponible, mínimo 128GB de espacio libre, debido a las actualizaciones automáticas de Windows y una versión de Windows de 64 bits.

Apple etiqueta a la MacBook Air 2013 y MacBook Pro 2014 como 'productos vintage'

Debido a esto, Boot Camp también requiere de recursos como una poderosa tarjeta gráfica compatible para mejorar el rendimiento de Windows 10. Ahora con esta nueva AMD Radeon Pro 5600M, Apple señala que los usuarios podrán aprovechar de forma más eficiente sus MacBook Pro.

El pasado 16 de junio, Apple presentó la integración de las Radeon Pro 5600M, con un die con arquitectura GPU AMD Navi con procesamiento de 7 nanómetros de TSMC con 40 Compute Units. La VRAM usa HBM2 8GB. AMD señala que esta GPU tiene un TDP de 50 vatios.

Cabe destacar que las Radeon Pro 5600M solo están en algunas versiones de MacBook Pro, por lo que el usuario podrá decidir si comprar este modelo de equipo con esta GPU, solo que la diferencia de precio tendrá un costo de aproximadamente USD$ 600 más.

Más en TekCrispy