La grabación de pantalla es un proceso que está siendo ampliamente ocupado en estos momentos para tareas que tienen que ver con procesos de enseñanza, material educativo y tutoriales. Igualmente, los creadores de contenidos suelen usarlo para mostrar procesos e incluso, sus partidas de juegos. Para lograrlo, generalmente se suelen instalar aplicaciones especializadas, sin embargo, existe una que tenemos en nuestro computador con la capacidad de grabar la pantalla y no lo sabemos.

Se trata de PowerPoint que desde hace varios años incorpora esta posibilidad, de modo que, si quieres grabar tu pantalla sin tener que instalar algo más, aquí te enseñamos a lograrlo.

Graba tu pantalla desde PowerPoint

PowerPoint es desde hace muchísimos años, el programa más ocupado para la creación de presentaciones con diapositivas. A lo largo del tiempo, sus mejoras han ido en función de incorporar más opciones para dar mayor versatilidad a los creadores de presentaciones y en ese sentido, soporta la incorporación de audios y videos. Partiendo de esto mismo, una de sus posibilidades implica la grabación de pantalla, por lo que incorpora una función poco conocida para hacer una grabación de la pantalla y luego insertarla en la presentación, aunque también podrás guardarla en el computador.

En ese sentido, para comenzar una grabación de pantalla con PowerPoint, en primer lugar abre el programa y una nueva presentación.

Luego, dirígete al menú “Insertar” de la barra de menú y ubica justo debajo en el extremo derecho el botón “Multimedia”. Al hacerle click, se desplegarán 3 opciones: audio, video y grabación de pantalla.

Al seleccionar “grabación de pantalla”, se presentará una barra en la parte superior de la pantalla con las opciones para definir si quieres grabar el audio, seleccionar el área que quieres grabar y si quieres capturar el puntero.

Una vez definido todo esto, solo queda hacer click en el botón “Grabar” para comenzar a capturar el video de tu pantalla. Al finalizar, podrás guardarlo en donde quieras para luego editarlo o darle el uso que necesites.