Hace semanas, China celebraba la ausencia del coronavirus, y las autoridades ya habían comenzado a aliviar las restricciones impuestas para contener la enfermedad a principios de año.

Pero tristemente la tranquilidad duró poco pues recientemente se informaron nuevos casos de Beijing, dando lugar a un nuevo brote que ya se considera severo y ha activado las alarmas para nuevas acciones.

¿Cuál es la fuente del nuevo brote de coronavirus?

Como indicamos recientemente, el rastreo epidemiológico sugiere que el nuevo brote proviene del mercado mayorista de Xinfadi en el suroeste de Beijing, que abastece a más del 70 por ciento de las frutas y verduras de la ciudad. Los investigadores encontraron rastros del virus en una tabla de cortar salmón, por lo que hay una preocupación latente sobre la higiene de los productos de mar importados.

Wu Zunyou, epidemiólogo jefe del Centro Chino para el Control y la Prevención de Enfermedades, dijo que el patógeno “se parece más a las cepas de virus en Europa, lo que, sin embargo, no significa que provenga de Europa”.

De modo que la fuente concreta del coronavirus en este nuevo brote sigue siendo desconocida, aunque también se han planteado otras hipótesis, como se transmitiera de una persona infectada asintomática o con síntomas leves que haya estado en el mercado.

“Descubrimos varias posibilidades, y la más probable es que el portador del nuevo coronavirus provenga de fuera de China u otras partes de China y lo haya traído aquí”, dijo Wu.

La idea no es tan descabellada si tomamos en cuenta que hasta ahora, y según los datos suministrados por las autoridades chinas, la mayoría de los casos recientes de China eran ciudadanos que regresaban del extranjero. Sin embargo, esto también aviva el escepticismo sobre la información oficial emitida por el gobierno, ya que hasta ahora se cree que el primer brote surgió en un mercado húmedo de la ciudad de Wuhan.

La respuesta de las autoridades ante el nuevo brote

Durante la última semana se han confirmado 137 casos tras casi dos meses de relativa tranquilidad, y estos ya han empezado a propagar la enfermedad a otras regiones del país. Los reportes indican que otras cuatro provincias han detectado casos vinculados a los de Beijing.

El gobierno de China se ha jactado de su buen manejo de la emergencia desde que se reportó en diciembre de 2019, aunque muchos duden de las cifras de contagios y muertes por COVID-19. Pero sea cual sea el caso, esta es una oportunidad de oro para reinvindicar su imagen internacional, y no podemos negar que esta vez la respuesta parece ser mucho más rápida.

Las autoridades cerraron 11 mercados, y desinfectaron más de 30 mil negocios de comida y bebida en Beijing, una medida justa y necesaria considerando que, desde el 30 de mayo, más de 200,000 personas visitaron el mercado de Xinfadi. Además todos los sitios de entretenimiento y de deportes han sido clausurados.

Asimismo, más de 8,000 trabajadores fueron evaluados y puestos en cuarentena, y se espera evaluar a 19,000 residentes de comunidades cercanas a dos de los mercados afectados, Xinfadi y Yuquanlu.

También cerraron todas las escuelas, la mayoría de las cuales ya habían reabierto, y en general se le pidió a los residentes que no salgan a la calle, especialmente aquellos ubicados en áreas de “medio o alto riesgo”.

Un funcionario dijo este lunes que este cierre podría extenderse hasta otoño, por lo que el portavoz de la comisión de educación de Beijing, Li Yi, instó a las escuelas a preparar clases en línea y fuera de línea para dicha fecha.

El nuevo brote no es ninguna novedad, ya que como advirtieron los científicos previamente,en este tipo de situaciones puede haber segundos y múltiples brotes de la enfermedad en ausencia de una vacuna. Sin embargo, las autoridades han resaltado que la población ahora es mucho más precavida que al principio, y hábitos como llevar mascarilla y la higiene de manos siguen presentes entre los ciudadanos.

Referencia:

What is China doing to stop Beijing’s new coronavirus outbreak? https://medicalxpress.com/news/2020-06-china-beijing-coronavirus-outbreak.html